Marbella, pendiente del cielo para rozar el lleno turístico a partir del jueves

Huéspedes hacen el ‘check in’ en un hotel de Marbella./Josele-Lanza -
Huéspedes hacen el ‘check in’ en un hotel de Marbella. / Josele-Lanza -

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

El director de uno de los hoteles más lujosos de Marbella confirma que actualiza cada pocas horas en su ordenador la previsión del tiempo de cara a la Semana Santa. Sabe que cualquier cambio meteorológico jugará un papel destacado en el índice de ocupación final del destino, que ya es seguro cerrará un poco por debajo del registrado el año pasado, cuando estas primeras vacaciones del año cayeron a mediados de abril y la ocupación media alcanzó el 95 por ciento, llegándose a colgar el cartel de ‘sold out’ a partir del Jueves Santo. «Marbella, que es un lugar de vacaciones de sol y playa, tiene complicado competir este año con las estaciones de esquí que todavía siguen llenas de nieve», afirma Javier Mendizábal, director del Hotel Don Carlos. No obstante, pese a que las recientes nevadas han hecho de las sierras un competidor fuerte y que la inestabilidad del tiempo, con lluvias previstas para el Domingo de Ramos, también retrae al visitante, el tirón de la oferta gastronómica y de compras de la ciudad es asimismo indiscutible, y segundas residencias, casas de amigos, apartamentos de alquiler y hoteles vuelven a llenarse de turistas. La pregunta es: ¿cuántos vendrán?

El mejor termómetro para hacerse una idea del volumen de personas que empezó a recalar en la ciudad desde el Viernes de Dolores sigue siendo la ocupación hotelera. La previsión es que la planta marbellí arranque durante la primera mitad de la semana con moderación y diferencias según las categorías hoteleras, y roce el lleno a partir del Jueves Santo. Así lo recoge un sondeo interno realizado por la Delegación de Turismo del Ayuntamiento, al que ha tenido acceso SUR, y que refleja una previsión de ocupación media cercana al 80 por ciento, con picos del 90/95 por ciento en los días festivos, a partir del Jueves Santo y hasta el Domingo de Resurrección. Desde este departamento apuntan que con toda seguridad las cifras reales serán superiores, dado el importante volumen de reservas de última hora que cada año se registran, por lo que los resultados finales mejorarán sin duda las previsiones. Estas estimaciones son similares a las obtenidas en el mismo periodo del año anterior, a pesar de que la Semana Santa se ha adelantado en este ejercicio dos semanas respecto a 2017.

Nobu, que abre en la segunda mitad de la semana, tiene el 95% de la oferta vendida

El portavoz de la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos) para los cinco estrellas, Fernando Al Farkh, sitúa la media de la planta hotelera de lujo para la semana en el 70%, «a la espera de que el clima permita confirmar e incrementar esta cifra hasta ocupaciones más cercanas al lleno». Algunos establecimientos ya apuntan alto. En Marbella Club, buque insigne de los cinco estrellas, la ocupación es casi del cien por cien en la segunda mitad de la semana, y desde la dirección confirman que el hotel se mantendrá lleno la semana siguiente, gracias al inicio de las vacaciones de parte del mercado británico. El flamante Nobu, el último en sumarse a la familia hotelera de lujo en la ciudad, estará hasta arriba en los días grandes. Este establecimiento boutique ubicado en Puente Romano abrirá oficialmente sus puertas en el ecuador, el Jueves Santo, y tiene vendida el 95% de su oferta total, compuesta de 49 habitaciones.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos