La Junta busca nuevas rutas aéreas tras la quiebra de Air Berlin, Alitalia o Monarch

Monarch anunció a principios de octubre el cese de su actividad. :: efe/
Monarch anunció a principios de octubre el cese de su actividad. :: efe

El PSOE pide al Gobierno que intensifique contactos para encontrar alternativas tras las recientes cancelaciones anunciadas por Ryanair

AGENCIAS MÁLAGA/MADRID.

Andalucía está «en periodo de crecimiento» en la conectividad aérea y no se ve afectada «en gran medida» por la quiebra de aerolíneas europeas, según el consejero de Turismo, Francisco Javier Fernández, quien está convencido de que si se queda alguna ruta libre, «habrá nuevas aerolíneas que las cubran». Fernández aseguró que las recientes quiebras de Air Berlin y Monarch Airlines y la situación de Alitalia -gestionada por administradores concursales desde mayo- no tiene un gran impacto en Andalucía porque no son compañías «que tengan un peso excesivo en las rutas» que llegan a la comunidad.

De esta situación se desprende que «no se puede tener ninguna hiperdependencia de ninguna aerolínea, porque entonces sí que puede afectar abiertamente a un destino», apuntó. Gracias a su capacidad aeroportuaria y oferta, la comunidad andaluza dispone de variedad de rutas y está «en periodo de crecimiento», señaló el titular de Turismo.

El consejero precisó que si estas aerolíneas quiebran «no es porque las rutas de Andalucía no sean rentables» sino porque el diseño que han efectuado les «ha llevado a ello».

Recordó que su departamento está en conversaciones con diversas aerolíneas, como Easyjet, Ryanair, Vueling o Level para que incrementen sus rutas hacia Andalucía, en colaboración con Aena y de forma coordinada con los aeropuertos de la comunidad.

Una de las principales demandas de los empresarios del sector turístico en Andalucía es que el vuelo Málaga-Nueva York de la compañía Delta opere todo el año, y no solo en la temporada de verano.

Al respecto, Fernández indicó que la Consejería de Turismo mantiene su «campaña» para conseguir que ese vuelo sea estable, y ha trasladado además a Delta y otras compañías la posibilidad de que establezcan otras conexiones desde «nuevos orígenes» en Estados Unidos y Canadá que conecten con Andalucía. El consejero incidió en que el golf es uno de los grandes atractivos para estos viajeros, que pueden utilizar Andalucía como puerta de entrada de sus viajes a Europa.

Intensificar contactos

En este mismo sentido, el PSOE quiere que el Gobierno acelere e intensifique los contactos mantenidos por los gobiernos insulares y autonómicos con el fin de encontrar alternativas viables a las pérdidas de rutas y de conectividad tras las cancelaciones anunciadas por Ryanair y por la quiebra de Monarch Airlines. Así figura en una proposición no de ley que los socialistas han registrado en el Congreso para su debate en la Comisión de Fomento. En ella también hacen hincapié en la necesidad de alternativas para territorios insulares que, con la pérdida de una sola compañía, sufre «un daño irreparable para la economía y competitividad».

En este punto ponen el ejemplo de Menorca, que tras la quiebra de Monarch, segunda aerolínea en llegadas desde Reino Unido, se ha quedado sin ningún destino ligado a Londres. Otros territorios especialmente afectados por estas cancelaciones son la Costa Blanca, Málaga, Mallorca y Menorca.

En la iniciativa, el PSOE también reclama al Gobierno que, como han llevado a cabo otros países de la Unión Europea, estudie si caben acciones legales «contra la forma en que se han tomado las decisiones, puesto que afectan a destinos en pleno inicio de la temporada baja y puede suponer importantes perjuicios para el sector». Según los datos aludidos por esta formación, 36,3 millones de turistas extranjeros eligieron España como primer destino en los primeros seis meses de 2017, lo que supone un incremento del 11,6% respecto al mismo período del año anterior.

Fotos

Vídeos