Diario Sur

Instan a la Junta a revisar la norma de viviendas turísticas para evitar la picaresca

Expertos y organizadores del Congreso de Viviendas con Fines Turísticos. :: salvador salas
Expertos y organizadores del Congreso de Viviendas con Fines Turísticos. :: salvador salas
  • Competencia de Andalucía pidió el cambio del artículo 1.2 que obliga a propietarios de más de tres viviendas a regirse por la ley de Apartamentos

Reza el refrán que «hecha la ley, hecha la trampa». Y eso es lo que parece estar pasando con la primera norma andaluza que regula el negocio de las viviendas de alquiler a viajeros. En ello coincidieron ayer varios expertos que participaron en el primer Congreso de Viviendas con Fines Turísticos, que inauguró, en el Centro de Arte Contemporáneo, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, y en el que también han participado la delegada provincial de Turismo de la Junta, Monsalud Galindo, y el presidente de la Federación Española de Asociaciones de Viviendas y Apartamentos Turísticos (Fevitur), Pablo Zubicaray, que aseguró que representan ya a más de 125.000 inmuebles.

Zubicaray defendió la regulación del sector, pero instó a la Junta a cambiar el polémico artículo 1.2 en el que obliga a los propietarios de tres o más inmuebles en un radio de un kilómetro a regirse por el decreto de Apartamentos Turísticos, con exigencias tan difíciles de cumplir para el explotador de viviendas de uso turístico que están provocando que surja «la picaresca», aseguró. Y es que advirtió que se están dando casos en los que registran las viviendas a nombre de familiares o sociedades para poder regirse por la norma de viviendas turísticas y eludir los leoninos requisitos de la Ley de Apartamentos Turísticos. «Esto es un problema grave. Es algo que la Junta debe considerar. Esperamos que con la experiencia vea esta problemática y actúe para paliarla», recalcó.

Más sorprendente aún fue cuando se pronunció en esta misma línea la presidenta del Consejo de la Agencia de Defensa de Andalucía, Isabel Muñoz, que pidió a la Junta, con la delegada de Turismo sentada en la misma mesa de ponencias que ella, que modifique este artículo. Los argumentos se centraron en que con dicho punto «se corre el riesgo de excluir a operadores por no poder cumplir con las exigencias de la Ley de Apartamentos». Es más, insistió en que ante esta situación debe cambiarse « para evitar incumplir las normas de Competencia».

Previamente a estas disertaciones, la delegada provincial de Turismo había destacado la importancia de la normativa que regula por primera vez y desde hace escasos meses este negocio en la región. En este sentido, avanzó los últimos datos de las viviendas que han aflorado al calor de esta norma para cifrar en 13.450 las declaraciones responsables de propietarios que han dedicado sus inmuebles a estos negocios, de las que 8.593 se concentran en la provincia malagueña, que acapara más del 50% de la oferta de la Comunidad. «Esta normativa ha permitido ya iniciar las primeras inspecciones por quejas de vecinos y reclamaciones de usuarios, aunque éstas se reducen a cuatro», declaró.

Por su parte, el alcalde de Málaga centró su intervención en que la ciudad tiene aún margen de crecimiento y que hay hueco para recibir a más turistas. Los datos aportados poco después por plataformas 'on line' de alquiler de viviendas de uso turístico de la envergadura de AirBnB, HomeAway y Vacaciones España.es dejaron claro el tirón de este destino por el fuerte incremento de las reservas y por el aumento de una oferta de calidad. El responsable de Comunicación de HomeAway, Joseba Cortázar, dijo que comercializan 10.000 viviendas en Málaga, de las 19.000 que conforman la oferta andaluza. «Andalucía es el principal destino para los usuarios españoles. El barómetro de este negocio en 2014 y 2015 cifraba en 12.000 millones el negocio del alquiler vacacional. El 25% de ello se concentra en Andalucía», dijo.

Asimismo, Kaajal Mansukhani, directora de Comunicación de Vacaciones España.es, señaló que se han sumado un 25% de alojamientos y las reservas en estos momentos para el próximo verano están un 6% por encima del pasado año. Con 2.000 inmuebles en la Costa del Sol que se anuncian en este portal, Mansukhani instó a este sector a comenzar a especializarse.