Diario Sur

El éxito del Caminito del Rey permitirá desarrollar los municipios de influencia

El éxito del Caminito del Rey permitirá desarrollar los municipios de influencia
/ Iván Gelibter
  • Álora, Ardales, Antequera y el Valle de Abdalajís ejecutarán, gracias a los fondos del DUSI, actuaciones comunes como la segunda fase del Caminito, y algunas propias relacionadas con el turismo y el desarrollo urbano

El éxito del proyecto de rehabilitación del Caminito del Rey ya está trayendo nuevas inversiones para la zona, y no solo para el enclave en sí mismo, sino que los pueblos de influencia también se verán directamente beneficiados. Antequera, Álora, Ardales y Valle de Abdalajís van a experimentar un revulsivo gracias a la aprobación del proyecto europeo DUSI Caminito del Rey, presentado por la Diputación de Málaga a través del servicio de Recursos Europeos. El Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas ha concedido una ayuda de 10 millones de euros, procedentes del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), que servirán para cofinanciar diferentes actuaciones relacionadas con el desarrollo urbano sostenible e integrado (DUSI).

La inversión global será de 12,5 millones (Diputación aportará 2,5 millones aparte de la ayuda FEDER), que se prolongará hasta 2022 y que se concentra sobre estoscuatro municipios, que son los que están más ligados al Caminito del Rey. Tal como ha explicado este mediodía el presidente de la Diputación, Elías Bendodo -que ha estado acompañado por los cuatro regidores-, "nunca antes un solo proyecto europeo había permitido invertir tanto dinero en la provincia, y es un reto para la Diputación la gestión de un proyecto de esta magnitud". Asimismo, ha valorado que se ha obtenido el importe máximo que nos permitía el Ministerio, ya que el reparto de la cuantía de las ayudas se ha realizado finalmente atendiendo a criterios de población.

Este proyecto se ha realizado en colaboración con los cuatro ayuntamientos, y que va a suponer un importante impulso y desarrollo para Antequera, Álora, Ardales y Valle de Abdalajís, especialmente en el ámbito turístico, aprovechando la marca de Caminito del Rey, que, según ha comentado Elías Bendodo, se ha convertido en tercera marca turística de la provincia tras las de Costa del Sol y Marbella.

Dentro de estos 10 millones de euros se plantean 16 actuaciones que incluyen algunas de ámbito general, comunes a los cuatro municipios, como la mejora del transporte urbano e interurbano, la promoción de los recursos turísticos y el impulso de iniciativas emprendedoras ligadas al turismo, así como el avance en la puesta en marcha de iniciativas que permitan a la ciudadanía y a las empresas realizar más trámites a través de Internet mediante la digitalización de datos.También se contemplan, por ejemplo, obras de la segunda fase del Caminito del Rey, como el centro de recepción de visitantes, actualmente en fase de licitación. Y se desarrollarán actuaciones en edificios y enclaves de especial valor de los cuatro municipios, como el entorno de la Alcazaba de Antequera, el castillo de Álora y diversos espacios de interés cultural y patrimonial de Ardales y Valle de Abdalajís.

Los proyectos

Los cuatro alcaldes han desgranado, además, las lineas más concretas de estas actuaciones. En el caso de Álora, este proyecto europeo permitirá el desarrollo de actuaciones centradas en infraestructuras de la barriada de El Chorro para mejorar la acogida y los servicios básicos de los visitantes al Caminito del Rey, así como en el arreglo de los arrabales del castillo, una zona ahora deprimida que se quiere poner en valor. En Antequera se hará un itinerario turístico para unir la Antequera histórica y patrimonial con el Caminito del Rey, el Torcal y Los Dólmenes. Se va a mejorar la accesibilidad y el transporte urbano e intreurbano, y con las nuevas tecnologías se crearán nuevos espacios de iniciativa turística que conecten y hagan flujos de interconexión entre Antequera, Álora, Ardales y Valle de Abdalajís.

Por otra parte, el Valle de Abdalajís pordrá acometer la remodelación de la plaza de San Lorenzo y la puesta en valor del santuario íbero, y en cuanto a Ardales, se seguirá trabajando en la oferta turística y patrimonial del municipio, como la mejora de la accesibilidad a la cueva de Ardales, incluyendo un sistema de iluminación, así como actuaciones para facilitar la visita al castillo de Turón y al puente romano.