Diario Sur

Las agencias de viajes venden un 8% más este verano y destacan el tirón de la Costa

Dos jóvenes consultan precios en una agencia de viajes.
Dos jóvenes consultan precios en una agencia de viajes. / Sur
  • La Confederación Española de Agencias de Viajes eleva al 83% los españoles que eligen destinos nacionales para pasar sus vacaciones

El repunte de la actividad turística ha beneficiado de forma general al conjunto de segmentos. La Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV) acaba de hacer balance de un verano que promete registros históricos y eleva el incremento de las ventas a un 8%, destacando el tirón de la Costa del Sol como uno de los destinos con más demanda, junto a la costa levantina y Baleares.

El presidente de CEAV, Rafael Gallego, justifica parte de este incremento en la profesionalización y especialización de las agencias tradicionales. «Gracias a las agencias de viajes, llegan más turistas extranjeros. A través de internet, las agencias están atrayendo a un mayor número de viajeros de fuera de nuestras fronteras, en su mayoría procedentes de Reino Unido, Francia, Alemania, Italia y los Países Bajos», dijo.

En cuanto a la evolución de los mercados, el responsable de esta patronal destacó el hecho de que un 83% de los turistas españoles ha escogido quedarse dentro del país. «La Costa del Sol y la levantina, el archipiélago balear junto con el canario, han sido los destinos preferidos por estos viajeros, lo que ha contribuido a mejorar la ocupación hotelera en el país», explicó.

Los españoles que han optado por conocer mundo han puesto el foco en Europa. «Es el continente predilecto de los turistas que salen de nuestro país, seguido de Asia, Estados Unidos y África», dijo, para matizar que Kenia se ha desvelado como un destino que es cada vez más solicitado debido a los safaris, y que, en EE UU, Nueva York sigue siendo el lugar predilecto. Con respecto a Asía, los destinos como Tailandia y Japón son los más visitados, y en Europa, Austria y Alemania, son los más demandados.

Gallego hizo hincapié en un cambio de tendencia en cuanto a la contratación de viajes y destacó el buen comportamiento de las reservas anticipadas. «Es una costumbre que desapareció con la crisis pero que se ha vuelto a instaurar en las familias españolas. Los motivos: planificar mejor el viaje, dedicar el presupuesto deseado y aumentar la duración del mismo. Al igual que el año pasado, el coste del viaje se sitúa entre los 500 y los 1.000 euros semanales por viajero, si bien varía considerablemente en función del destino», precisó, para elevar esta cifra a los 1.500 euros cuando se trata de mercados lejanos. «En Europa ronda los 750 euros, y para destinos de dentro de España alcanza los 450 euros», detalló.

La Ceav, que cuenta con 19 asociaciones empresariales de distinto ámbito territorial o sectorial, en las que están integradas más de 3.000 empresas con estatuto jurídico de agencias de viajes de toda España, tanto mayoristas como minoristas, y que disponen de cerca de 5.550 establecimientos de venta al público, constata que «que agosto ya no es el mes de vacaciones por excelencia de los españoles. Cada vez es más frecuente que el viajero español se reserve algunos días de vacaciones para completar con puentes y festivos a lo largo del año».

El presidente de esta asociación, que da empleo a casi 50.000 trabajadores y representa a empresas que facturan 15.000 millones de euros, también señaló la tendencia al alza en el sector de los cruceros.