Soledad Antelada: «Fundé Girls Can Hack para romper estereotipos y dar voz a las mujeres en este sector»

Soledad Antelada: «Fundé Girls Can Hack para romper estereotipos y dar voz a las mujeres en este sector»

Nuria Triguero
NURIA TRIGUERO

«No quiero pintarlo de rosa: es duro ser mujer en un mundo de hombres, y especialmente en la ciberseguridad, donde los estereotipos están tan marcados». Soledad Antelada ha visto a más de una mujer de su sector tirar la toalla después de quince años de carrera. «Al principio no lo comprendía, pero ahora no me extraña. Te tiene que gustar muchísimo esto para aguantar», afirma. «El machismo se manifiesta cada día: las mujeres nos vemos forzadas a demostrar nuestra valía constantemente, tenemos que trabajar tres veces más para obtener el mismo reconocimiento que un hombre y nuestra carrera avanza más lenta. Y eso sin hablar del acoso sexual, la conciliación y otros problemas», explica.

Para Antelada, sólo hay una manera de solucionar la brecha de género: que entren más chicas en el sector. Por eso fundó en 2014 Girls Can Hack, una organización sin ánimo de lucro que busca «dar voz a las mujeres y atraer a jóvenes hacia la ciberseguridad». La ingeniera imparte charlas, organiza encuentros y orienta a chicas que están iniciándose en este mundillo. «La asociación y el apoyo entre mujeres es necesario», opina. Su compromiso la ha llevado también a presidir el comité ejecutivo que representa a las mujeres científicas e ingenieras del Berkeley Lab.

Antelada defiende que la ausencia de mujeres en los equipos de ciberseguridad hace a éstos más débiles. «Todos son ‘tíos’ que piensan igual. La diversidad es necesaria. En este trabajo necesitas ser intuitivo y la mujer en eso tiene una ventaja impresionante», asegura.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos