Los primeros agricultores europeos se cruzaron con cazadores locales

EFE

madrid. La agricultura surge en Oriente Próximo hace unos 10.000 años y luego se expande hacia Europa, donde en pocos miles de años reemplaza a los cazadores mesolíticos. Ahora, un nuevo estudio genético constata que los primeros agricultores europeos se cruzaron con los cazadores locales durante 3.000 años.

Esta es una de las principales conclusiones de un estudio que se publica en la revista Nature, en un artículo liderado por David Reich, de la Escuela Médica de Harvard (EEUU), y para el que se han examinado muestras de 180 individuos de España, Alemania y Hungría, que datan de entre 6.000 años y 2.200 años antes de Cristo.

Estudios previos sugerían que los europeos neolíticos descienden de los agricultores de Anatolia que emigraron a la región, pero que no se mezclaron demasiado con los cazadores-recolectores locales.

Para explorar esta teoría, que en parte se contradice en este nuevo trabajo, Reich y sus colegas combinaron análisis de ADN antiguo -de bases de datos y de muestras secuencias por primera vez- y modelos matemáticos, con los que constataron la hibridación y un flujo de genes que cambió a las poblaciones europeas del Neolítico.

Fotos

Vídeos