Doce secretos que puedes decirle a tu hijo al oído que reforzarán su autoestima

Una niña cuenta un secreto a su madre.
Una niña cuenta un secreto a su madre. / SUR
  • Las confidencias pueden entenderse como un juego especial que estrecha vínculos y les hace sentirse especiales, según apunta el especialista Álvaro Bilbao ¡Inténtalo!

A todos nos encanta compartir secretos y que confíen en nosotros para contárnoslos. La confidencia se presupone como un momento especial, además de divertido, que ayuda a estrechar vínculos. Precisamente ese juego cómplice es el que propone el experto Álvaro Bilbao para "reforzar la autoestima" de los hijos y hacerles sentirse "especiales" además de ayudarles a "desarrollar su imaginación y empatía". Bilbao, doctor en Psicología, neuropsicólogo y autor del libro 'El cerebro del niño explicado a los padres', ofrece en su blog una serie de secretos que puedes contar pegado al oído de tu retoño.

Según indica Bilbao, el sencillo juego que popone resulta interesante por tres motivos destacados. "En primer lugar porque hablar susurrando hará que el niño tenga que focalizar toda su atención en tus palabras y por lo tanto las procesará con mayor nivel de atención. En segundo lugar, porque al tocarle la oreja se estimula la segregación de oxitocina que es la hormona del vínculo y el amor y, en tercer lugar, porque si se lo dices al oído derecho que interacciona directamente con el hemisferio derecho el mensaje tendrá que recorrer los dos hemisferios y el mensaje calará más profundo a nivel emocional (aunque no te debes preocupar por seguir este último punto, porque lo importante es que el niño preste atención a tus palabras y que lo que digas lo digas con sentimiento)", defiende el experto.

El especialista recomienda no decir todos los secretos de golpe para que el ejercicio obtenga el efecto buscado. Mejor soltar los secretos uno a uno en diferentes momentos. Bilbao también insiste en que los padres también pueden pegar sus oídos en los labios del niño para que éste tenga la opción de responder a las palabras del progenitor.

Estos son los 12 secretos que a todo niño le puede gustar escuchar:

1.¿Sabes que te quiero?

2. El día que naciste fue el día más feliz de mi vida.

3.No te vas a escapar sin que te haga una pedorreta en el cogote.

4.Cuando estabas en mi tripita tenía muchas ganas de conocerte.

5.Ni en el mejor de mis sueños imaginé que tendría un hijo tan especial como tú.

6.Me encanta estar contigo.

7.Estoy muy orgulloso/a de ti.

8.Creo que te voy a tener que dar un beso de vaca…

9.Me encanta verte mientras duermes.

10. Ser tu papá / mamá es lo mejor que me ha pasado en la vida.

11.Me encanta tu sonrisa.

12.Esta noche cuando duermas me voy a meter contigo en la cama y te voy a abrazar muy fuerte.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate