Diario Sur

El milagro de Pascal: la recuperación de un cachorro embadurnado de pegamento

El milagro de Pascal: así se recuperó un cachorro lleno de pegamento
  • El perro estuvo a punto de morir asfixiado por culpa de la trastada un grupo de niños: "Lo que le ha ocurrido supera el límite de la imaginación más salvaje" advirtieron desde la ONG que acogió al animal en Turquía

El pegamento se había convertido en su segunda piel "tan dura como el cemento". La capa era tal, que hasta impedía que circulara la sangre por varios puntos de su cuerpo. "Cuando llegó al refugio, se escondía de la gente en un rincón oscuro que encontró en la habitación", explican los responsables de la ONG He'Art of Rescue, la encargada de acoger a finales de octubre al animal en Turquía y la misma que ha sido testigo del "milagro" de su recuperación, que ellos mismos han ido narrando paso a paso a través de su página de Facebook.

El protagonista de esta dura historia -que por suerte ha tenido final feliz- es Pascal, un perro que estuvo a punto de morir asfixiado por culpa de la salvajada de un grupo de niños, "que encontraron gracioso embadurnarlo de pegamento y rebozarlo luego por el barro", cuenta la ONG He'Art of Rescue.

"Lo que le ha ocurrido supera el límite de la imaginación más salvaje. Pascal sufre daños extremos en su piel por culpa de quemaduras químicas. Un exhaustivo test de sangre mostrará el alcance de los daños. De todos modos, nuestros doctores aseguran que su recuperación no será fácil", explicaba la organización animal el pasado 31 de octubre en un mensaje que se hizo viral en Facebook.

A través de su canal en YouTube, la asociación especializada en ayuda a animales en condiciones críticas ha ido mostrando semana a semana la compleja rehabilitación del cachorro, que estaba generando necrosis en sus orejas. Y no solo eso. Pascal tenía parvovirus canina, un potente virus intestinal. "Al haberlo detectado muy pronto, es poco probable que su estado empeore. Su tratamiento ya ha comenzado y el cachorro se encuentra estable en los amorosos brazos de nuestros médicos. Es un luchador", detallaron.

Y Pascal volvió a demostrarlo. Se ha repuesto del duro episodio del pegamento y del virus con una fortaleza milagrosa. Ha sido de nuevo la organización que lo acogió la que ha confirmado en sus perfiles en redes sociales que el animal ha superado su enfermedad. "Su transformación ha sido milagrosa. Su historia sirve de enorme lección para que enseñemos a nuestros hijos cómo deben tratar al mundo natural", explican sus salvadores, que acompañan el mensaje con una imagen esperanzadora del perro relacionándose con naturalidad con otros canes.