Todo lo que debes saber para cuidar el pascuero esta Navidad

Todo lo que debes saber para cuidar el pascuero esta Navidad

  • ¿Cómo regarlo para que dure más? ¿En qué sitio de la casa conviene colocarlo? Tres expertos nos desvelan las claves para el mantenimiento de la 'flor de Pascua', una especie originaria de Mexico que acapara estos días las ventas de las floristerías malagueñas

Son los reyes indiscutibles de la Navidad (con permiso de los abetos). En diciembre, la 'Flor de Pascua' acapara la actividad de la floristerías malagueñas, "su venta llega a representar hasta el 40% de nuestra facturación", explica María José Díaz, dueña de la Floristería Agapanthus. Rara es la casa donde un pascuero no adorne estos días un rincón, ¿pero sabemos cómo cuidar adecuadamente esta planta originaria de México?

Como recuerdan los expertos, la Poinsetia se puede cultivar tanto en el interior de la casa como en el jardín. Eso sí, respetando una serie de pautas. En el exterior vive muy bien en climas cálidos sin heladas o con heladas débiles (-2ºC) y llega a formar un arbusto grande de hasta 5 metros de altura. La primera duda al respecto surge al regresar de la tienda y elegirle el mejor sitio en el hogar. "Necesita mucha luz cuando está en flor y no importa que le de el sol directamente en invierno ya que éste no es muy fuerte. Si el ambierte es seco -generalmente en interiores- se le pueden caer las hojas ya que odia la calefacción fuerte", explica Antonio Villanueva, decorador de Viveros Guzmán. Díaz, de Agapanthus añade: "Es más de exterior, así que si la colocamos dentro debemos buscarle un lugar aireado -pero sin corrientes excesivas- y con bastante luz". Llegados a este punto, la primera regla de oro -repetida por los tres expertos consultados- es clara: los pascueros odian los cambios bruscos de temperatura. La calefacción y el aire acondicionado son, pues, dos de sus peores enemigos. "Con las corrientes de aire caliente se dehidratan y sufren muchísimo", advierte Lucía Suárez, de la floristería Layen. ¿Su temperatura ideal? Son unos 22 ºC por el día y 16 ºC durante la noche (nunca por debajo de 10 ºC).

Elegido el sitio adecuado la segunda pregunta del millón es, ¿cómo regarlo? Y es precisamente en este punto donde se cometen los grandes errores, más por exceso que por defecto. Y es que los pascueros no quieren demasiada agua. Desde Viveros Guzman recomiendan colocarlo en un plato con unos guijarros y un poco de agua en el fondo -mejor si no está muy fría, con un punto tibio. "No hay que regarlo nunca por encima. Lo mejor es, dos veces por semana, ponerlo en un barreño con agua -mejor destilada ya que esta carece de cloro y cal- durante 15 o 20 minutos y, una vez pasado ese tiempo, retirarle el sobrante que no haya absorbido", detalla Villanueva. "Con esta planta la gente tiende a pasarse con el agua y acaban ahogándola. El riego debe ser moderado, ya que el exceso puede pudrir la raíz y provoca que s ele caigan las hojas", puntualiza María José Díaz.

Para un correcto abonado, Antonio Villanueva aconseja usar uno orgánico líquido aprovechando el momento del riego, "ya que éste le proporcionará los nutrientes necesarios sin riesgo a que se quemen las ráices", apostilla. Una vez cada 10 días es suficiente.

¿El color más demandado? Las fuentes consultadas no dudan: el tradicional rojo sigue imbatible. Por goleada. " Hace más o menos cuatro años unos australianos crearon un híbrido nuevo de la Poinsetia -especie que cuenta con más de cien veriedades- con unos bonitos tonos rosa que van del pastel al fucsia y la llamaron 'Princettia' haciendo un juego de palabras entre 'Princess' y 'poinsetia'. Es cierto que cada año se incrementan la comercialización de estas plantas, pero el rojo sigue acapando el 75% de las ventas. El resto de porcentajes se sividen entre amarillos y rosas jaspeados", indica Villanueva. ¿Sus precios? En el caso de Viveros Guzmán oscilan entre 1,50 y 19,50 euros, según el tamaño y la presentación, "pero con la crisis los que más salida tienen son los que cuestan entre 3 y 6 euros", matizan.

Ojo al comprarlo con...

¿En qué hay que fijarse al comprar una flor de Pascua? Lo fundamental es comprobar que no haya demasiadas florecillas maduras en el corazón de las brácteas (hojas), ya que cuantas más tenga, menos nos durará la planta. También conviene revisar que no tiene ningún tallo roto o podrido, manchas, etc. Otra de las dudas más repetidas es si se puede conseguir que dure de un año para otro. La respuesta es compleja: Sí, pero no es fácil lograrlo. Quien quiera intentarlo, cuando se le hayan caído las hojas deben podar el pascuero dejando sólo 6 cm de tallo. Después, conviene pasarlo a otra maceta más grande y regarla sin abonar hasta que crezcan nuevas hojas. Cuando éstas empiecen a aparecer, habrá que abonar y para conseguir que las hojas se pongan rojas re recomienda tenerlas 14 horas al día, los meses de septiembre, octubre y noviembre, en completa oscuridad, cubriéndola con una bolsa negra.

El pascuero es también conocido en otros países con los nombres de pastora, nochebuena o estrella federal. Se trata de una planta que tenía un importante simbolismo para la cultura azteca, utilizándola como remedio medicinal y para ofrecérsela a sus dioses. En Estados Unidos se la conoce como poinsettia, en honor de Joel Roberts Poinsett, primer embajador estadounidense en México que la introdujo en EE UU en 1825. Desde el año 1991, el 12 de diciembre está declarado en Estados Unidos como Día Nacional de la Poinsetia en conmemoración de la fecha de su muerte.

.