Un pregón personal y espiritual

Un pregón personal y espiritual
Eduardo Nieto
ÁNGEL ESCALERA y ANTONIO M. ROMEROMálaga

Santiago Souvirón, que lució una corbata verde en homenaje a su Virgen de Gracia y Esperanza, desnudó su alma en un pregón muy personal y espiritual, en el que desgranó sus sentimientos, sus emociones, sus historias y sus recuerdos a lo largo de una exaltación que se prolongó durante una hora y treinta y tres minutos, en las que fue aplaudido en catorce ocasiones, y que dedicó a su tío Juan Pedro, recientemente fallecido. Fue un pregón donde no se siguió el canon tradicional de citar a todas las cofradías, aunque sí se mencionó a las imágenes. Souvirón innovó en el concierto, que comenzó con la interpretación de los himnos Nacional y el de Andalucía, que habitualmente cierran la parte musical.

La crónica

El pregonero, acostumbrado a estar delante de un micrófono, pudo con el peso de las tablas. Un escenario, acorde con el sentido del pregón, ya que tuvo una decoración austera, concebida alrededor de tres pilares fundamentales de Souvirón: la tierra, la familia y la fe. Todo ello visualizado en un habitáculo muy intimista que representaba su intenso mundo interior. Algunas partes de su alocución estuvieron marcadas por el recogimiento, con toques de esencia de acendrada delicadeza y melancolía. Predominó en la exaltación la parte menos bulliciosa y popular de la Semana Santa.

Cerró el pregón en alto y fue despedido con una prolongada ovación, con la que el público agradeció la entrega del periodista malagueño. Entre los asistentes, el obispo de la diócesis, Jesús Catalá; los vicarios generales, Antonio Coronado y Antonio Sánchez Herrera; el delegado de Hermandades y Cofradías, Manuel Ángel Santiago; el alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre; el presidente del PP-A, Juanma Moreno; el delegado de la Junta en la provincia, José Luis Ruiz Espejo; el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, y el subdelegado del Gobierno, Miguel Briones. Todos ellos fueron recibidos por el presidente de la Agrupación de Cofradías, Pablo Atencia. Las palabras de Souvirón fueron el último aldabonazo para anunciar que la Semana Santa de Málaga ya está aquí.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos