La Patrona de Málaga presidirá el altar de la magna en la carroza del Corpus Christi

Bajada a la Catedral de la Virgen de la Victoria. /Eduardo Nieto
Bajada a la Catedral de la Virgen de la Victoria. / Eduardo Nieto

La Virgen de la Victoria encabezará el cortejo en su trono procesional y cuando se encierre en la Catedral será colocada en las andas del Santísimo

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

Tras la Semana Santa, los cofrades malagueños tienen la vista puesta en el acontecimiento extraordinario más destacado de este año: la procesión magna de Vírgenes coronadas canónicamente que tendrá lugar en Málaga el próximo 26 de mayo, sábado, para conmemorar el 150º aniversario del patronazgo de la Virgen de la Victoria y los 75 años de su coronación canónica. A poco más de un mes de este evento, la Hermandad de la Victoria perfila los detalles de una jornada que atraerá a la capital a miles de cofrades de toda la provincia, de Andalucía e incluso de otros territorios nacionales.

Santa María de la Victoria abrirá el cortejo de la procesión magna en su trono procesional, en el que protagoniza su anual procesión de cada 8 de septiembre, para ser la primera en pasar por el recorrido común de las Vírgenes coronadas, esto es, las calles Martínez, Larios, rotonda del Marqués de Larios, plaza de la Marina, Cortina del Muelle, plaza de la Aduana, Císter, San Agustín, Duque de la Victoria, Molina Lario y plaza del Obispo. No obstante, la Patrona no hará este recorrido al completo, ya que una vez que llegue al patio de los Naranjos entrará de nuevo en la Catedral para presidir desde el atrio de la fachada principal el paso de las diferentes imágenes marianas participantes.

El hermano mayor de la Victoria, Francisco Toledo, explicó que, una vez que la Patrona entre en el primer templo de la diócesis, y mientras la Virgen de la Soledad de Mena sigue su camino por Duque de la Victoria y Molina Lario, será bajada de su trono y colocada en la carroza del Corpus Christi (sin el templete en el que se ubica la custodia con el Santísimo) para que pueda acceder a ruedas al altar que se configurará en la fachada principal de la basílica, según el diseño del cofrade Miguel Ángel Blanco.

De esta forma, la Virgen de la Victoria presidirá el discurrir de los tronos de la Soledad de Mena, Dolores del Puente, la Virgen del Carmen (bajo palio en el trono de la Reina de los Cielos), la del Rocío, María Auxiliadora, María Santísima de la Amargura (Zamarrilla), la Virgen de la Trinidad, la de la Esperanza y la Virgen de los Dolores, de la Archicofradía de la Expiración.

Toledo apuntó que se ha estimado un tiempo de paso de algo más de tres horas para todo el cortejo, en el que cada trono irá acompañado por una banda de música. En el caso de la Patrona, será la banda de la Vera Cruz de Almogía. La Hermandad de la Victoria está en contacto ya con la Agrupación de Cofradías de Semana Santa para organizar la venta de las sillas que se colocarán en el recorrido común. Según apuntó, se hará mediante un sistema similar al que usa la entidad de San Julián para poner a la venta las sillas para ver la cabalgata de los Reyes Magos. La recaudación por las sillas servirá para sufragar los gastos del evento y para aportar un donativo a la acción caritativa de la diócesis.

La Virgen de la Victoria permanecerá en mayo en el baldaquino del altar mayor de la Catedral para recibir las anuales peregrinaciones que se celebran todos los años en su santuario ese mes. Será trasladada al primer templo diocesano el próximo sábado día 28, a las 17.30 horas, en una procesión que pasará ante las casas hermandad de las cofradías del Monte Calvario y del Rocío, y que recorrerá la calle Lagunillas para desembocar por Cobertizo del Conde junto al Teatro Cervantes, y seguir por la plaza de Uncibay y la calle Echegaray hasta la Catedral, donde está previsto que se encierre antes de las nueve de la noche. La banda de música de la Archicofradía de la Expiración acompañará al trono de traslado de la Patrona en el que suele bajar a la Catedral cada mes de agosto para su novena.

Durante el jueves 24 y el viernes 25 de mayo, la imagen protagonizará un besamanos extraordinario en la capilla de la Encarnación, en la girola de la Catedral. La Hermandad de la Victoria invita a todas las hermandades de pasión y de gloria de la capital a exponer igualmente sus imágenes marianas en besamanos durante esos días y también en la mañana del sábado 26, como ya sucedió con la celebración del Mater Dei en el año 2013.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos