Cofradía busca hermano mayor

Nazarenos de la Archicofradía de la Sangre./SUR
Nazarenos de la Archicofradía de la Sangre. / SUR

Sangre y Dolores de San Juan cierran los plazos para la presentación de candidaturas sin recabar lista alguna

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

La pujanza de la Semana Santa de Málaga como fenómeno religioso y social hace que en ocasiones se utilicen formas más propias de la política cuando se trata de llevar a cabo procesos electorales en los que compiten más de una candidatura por hacerse con las riendas de una determinada hermandad. Programas electorales, difusión del perfil de cada uno de los candidatos que componen la lista, creación de cuentas en las redes sociales... Son solo algunas de las herramientas convertidas ya en métodos de uso común también para las elecciones en hermandades. Pasada la Semana Santa, son varias las corporaciones que se encuentran inmersas en estos procesos. No obstante, en esta ocasión, se han dado dos casos llamativos en los que, convocados los comicios según lo estipulado por los estatutos, no se ha recabado candidatura alguna.

Así ha sucedido en las archicofradías de la Sangre y de los Dolores de San Juan. La primera de ellas cerró el plazo para la presentación de las listas el pasado 19 de mayo sin que ninguna candidatura llegara a la secretaría. El hermano mayor saliente, Mario Moreno, no se presentó al cubrir los dos mandatos de cuatro años que están establecidos como máximo por norma general para el puesto, salvo dispensa especial solicitada al Obispado, como ha sucedido en la Hermandad de la Sagrada Cena, que sigue al mando de Rafael López Taza.

Ante esta tesitura, según ha podido conocer este periódico, la Sangre celebró una reunión de su junta de gobierno en la que se propuso a uno de los componentes de la directiva saliente como candidato a hermano mayor. Sin embargo, al no recabar el apoyo necesario de los miembros de la junta, la archicofradía ha optado por suspender el cabildo de elecciones, cuya celebración estaba prevista para el pasado viernes, día 9, y quedar a la espera de lo que resuelva la delegación diocesana de Hermandades y Cofradías del Obispado. SUR intentó ayer sin éxito contactar con Mario Moreno para recabar información al respecto de esta situación.

Reunión de la junta

Asimismo, tampoco fue posible obtener explicación alguna de José Aurelio García-Andréu, hasta ahora hermano mayor de la Archicofradía de los Dolores de San Juan, que el pasado 23 de mayo cerró el plazo de presentación de candidaturas para el cabildo de elecciones programado para el próximo día 30 con igual resultado que en el caso de la Sangre. Según pudo saber este periódico, esta corporación del Viernes Santo ha mantenido contactos con la delegación de Hermandades y Cofradías para intentar buscar una solución a esta tesitura. Para este supuesto, sus estatutos prevén la convocatoria urgente de una reunión de su junta de gobierno para intentar proponer al menos una candidatura. Fuentes consultadas indicaron que ayer se celebró una reunión de la junta, pero al cierre de esta edición no fue posible conocer el resultado de la misma.

Por otro lado, también está inmersa en elecciones la Cofradía de la Misericordia. El pasado día 7 se cerró el plazo para la presentación de listas y se han recabado dos candidaturas, una encabezada por el hasta ahora hermano mayor, José María Flores, y otra por Agustín Soler. Esta corporación del Jueves Santo está a la espera de que sean ratificadas por el Obispado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos