Diario Sur

Una exposición recogerá más de un centenar de obras del escultor y pintor Ortega Bru

Un momento de la presentación de la muestra.
Un momento de la presentación de la muestra. / Eduardo Nieto
  • La muestra, organizada por la Archicofradía de la Pasión y ArsMálaga, se podrá ver a partir del 2 de diciembre en el Palacio Episcopal

Más de un centenar de obras del escultor y pintor Luis Ortega Brú se podrán ver en una exposición organizada por la Archicofradía de la Pasión y ArsMálaga Palacio Episcopal. La muestra, titulada 'Ortega Bru: vanguardia, mística, rebeldía, sueños', se ha programada con motivo del centenario del nacimiento del artista de San Roque. La exposición, que se inaugurará el día 2 de diciembre, se abrirá al público al día siguiente en ArsMálaga Palacio Episcopal, ha sido presentada este viernes. En la presentación han estado el director de ArsMálaga, Miguel Ángel Gamero; el comisario de la muestra, Javier González, y el hermano mayor de la Pasión, Antonio M. Sánchez.

La exposición, única que se organiza en Andalucía, reunirá por vez primera una selección de las creaciones claves del artista sanroqueño. El discurso expositivo, siguiendo un criterio estético-biográfico, tratará de contrastar la obra procesional con otras piezas, profanas y religiosas. De entre las más de cien esculturas, pinturas y dibujos que podrán verse en ArsMálaga Palacio Episcopal hasta finales de enero de 2017 sobresale la imagen de Jesús de la Pasión, titular de la hermandad organizadora. Junto a la talla del Nazareno habrá obras religiosas de cofradías andaluzas que se dispondrán de forma que, respetándose su valor devocional, puedan mostrar los recursos estéticos y formales aplicados por su creador. Además de la exposición se ha preparado un encuentro científico en el que, desde distintas disciplinas, se abordará la trayectoria del escultor y pintor.

Ortega Bru está considerado "como el artista más sincero y comprometido de la escultura procesional contemporánea del siglo XX". Su habilidad para conciliar la perfección de la talla en madera con un sentido dramático es el resultado de un doble proceso: el de la relectura de fórmulas manieristas y la relación de estas con sus propias vivencias y dramas personales. Asimismo, la historiografía ha revelado que no sólo interpretó la tradición escultórica y pictórica, sino que, además, fue receptivo a las aportaciones de los movimientos vanguardista, como el futurismo, el expresionismo, el surrealismo y el cubismo. La combinación de estas tendencias concede al sanroqueño la categoría de "artista moderno", según fuentes de la Archicofradía de la Pasión.

Luis Ortega Bru nació 16 de septiembre de 1916 en San Roque (Cádiz) y falleció el 21 de noviembre de 1982 en Sevilla. El hecho de que su padre fuese alfarero influyó en que Ortega Bru se dedicase desde muy pronto a modelar figuras en barro, lo que le llevó a decir que "sus principios fueron la alfarería y la cerámica". Estudió escultura en la escuela de Artes y Oficios de la Línea de la Concepción y recibió clases de dibujo con el maestro y poeta de San Roque José Domingo de Mena.

En 1944 se trasladó a Sevilla y se matriculó en la Escuela de Artes Aplicadas. En la capital hispalense comenzó a ser conocido en los círculos artísticos. En 1952 recibió el primer premio nacional de escultura por la Piedad. En 1955 se instaló en Madrid como maestro escultor de los Talleres Arte de Granada. Seguidamente, abrió un taller propio en la capital de España. En 1978 regresó a Sevilla y trabajó en el taller de Guzmán Bejarano.

Temas