diariosur.es
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 22 / 30 || Mañana 24 / 29 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
«En España no está bien visto hablar de felicidad»

entrevista a Luis Rojas Marcos

«En España no está bien visto hablar de felicidad»

24.11.12 - 19:10 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Luis Rojas Marcos. / Foto: Alberto Ferreras | Vídeo: Virginia Carrasco
Frisaba el cuarto de siglo de vida cuando se dejó guiar por su instinto y abandonó su Sevilla natal para instalarse en Nueva York, donde "se presume de ser feliz", asegura Luis Rojas Marcos, que lamenta que en España "no esté bien visto hablar de la felicidad", sobre todo en situaciones de crisis como esta. El prestigioso psiquiatra entiende que reconocer estar satisfecho con la vida "te puede hacer pasar por una persona insensible con todo lo que te rodea", aunque la mayoría de la población occidental es razonablemente feliz pese a la actual situación financiera". Un verdadero canto al optimismo que plasma en su última obra, 'Secretos de la felicidad' (Espasa).
El libro engloba curiosidades y datos sobre la satisfacción con la vida en general, aunque no da la fórmula para conseguirla, fundamentalmente porque "no existe". "Las personas tenemos, consciente o inconscientemente, una gran capacidad para darle a la vida un matiz positivo" en gran parte gracias a los 'protectores' de la felicidad que tenemos programados en nuestros genes. Uno de los mejores aliados con los que contamos es la capacidad de diversificar, para no poner toda nuestra felicidad en una misma parcela, aunque igual de relevantes son las relaciones personales, el pensamiento positivo y la memoria, que "es un órgano programado para olvidar lo malo", una acción que ayuda a recobrar la satisfacción con la vida, "a perdonarnos a nosotros mismos, a perdonar a los demás, a no culparnos". Los recuerdos que se guardan revelan mucho sobre el nivel de satisfacción con la vida, mientras que el olvido es una cualidad muy útil para vivir, especialmente al resolver conflictos de convivencia.
Se atreve también a poner nombre al verdugo de la felicidad: la depresión. "Nos daña la autoestima y la confianza en uno mismo, impregna de negatividad y de remordimientos la perspectiva del ayer y roba la esperanza en el mañana". También vivir en un estado de miedo continuado, lo que se conoce como ansiedad, y el así dolor crónico, son otros obstáculos a tomar en cuenta. A este respecto, aprovecha para romper con la creencia de que el sufrimiento sea útil para alcanzar la satisfacción personal. "Leí hace poco un artículo en Estados Unidos que afirmaba que cuanto más feliz eres más probabilidades tienes de ir al cielo, algo que me chocó mucho porque yo crecí en España, donde para ir al cielo hay que sufrir".
Los trucos del cerebro
Si tuviera que puntuar su satisfacción personal del 1 al 10, Rojas Marcos se pondría un 8,5, una nota media que comparte el 90% de la población y que justifica su teoría sobre la gran capacidad que posee el ser humano para darle un matiz positivo a la vida. Una aptitud que tenemos que agradecer al cerebro, que nos hace pensar que somos más felices que los demás, y a la denominada 'comparación ventajosa', "he perdido mi empleo, pero es que el vecino, ha perdido su empleo y su casa". Así, recuerda que tras el paso del devastador huracán Sandy por Estados Unidos, los afectados al ser preguntados por sus satisfacción con la vida siempre daban una puntuación positiva tras ver que a su alrededor había familias que lo habían perdido todo. Eso sí, Rojas Marcos aclara que la felicidad es relativa, pero "si alguien del 0 al 10 se da un 10, yo le doy mi tarjeta directamente".
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Diario SUR

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.