diariosur.es
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 22 / 28 || Mañana 21 / 30 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Muere el embajador de EE UU en Libia en el ataque al consulado

en bengasi

Muere el embajador de EE UU en Libia en el ataque al consulado

12.09.12 - 23:15 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
El embajador de EE UU, tras el ataque. / Foto: Afp | Vídeo: Atlas
El embajador de Estados Unidos en Libia y otros tres miembros del personal de la Embajada estadounidense han muerto en dos ataques ocurrridos anoche en Bengasi: uno contra el consulado de este país y otro contra el convoy que trataba de evacuar a las víctimas, según ha explicado el viceministro de Interior para el oriente de Libia, Wanis al Sharf.
"Uno de los agentes del consulado murió al comienzo del asalto y el embajador murió por asfixia como consecuencia del humo", ha explicado Al Sharf, quien ha agregado que Stevens fue evacuado al hospital donde falleció. "El traductor egipcio del consulado fue quien reconoció el cadáver", ha explicado. Al Sharf ha reconocido que la situación se mantuvo fuera de control y que los refuerzos enviados al lugar, situado en un barrio residencial de la ciudad, recibieron la orden de no intervenir para evitar el agravamiento de la situación. A las 05.00 de la mañana hora local (03.00 GMT) un "comando" de fuerzas especiales estadounidenses llegó a Bengasi proveniente de Trípoli para evacuar a los muertos y a los 32 funcionarios, que se encontraban refugiados en un edificio cercano al consulado y protegido por fuerzas de seguridad libias.
Según su relato, los soldados se dirigieron al consulado y posteriormente al lugar donde se encontraban los funcionarios, donde "simpatizantes del antiguo régimen" les tendieron una emboscada. En esta segunda agresión, murieron dos soldados estadounidenses y entre doce y catorce resultaron heridos. Para el responsable libio, este ataque "es una respuesta a la extradición de Abdala al Senusi", antiguo jefe de los servicios secretos y que Mauritania entregó el pasado día 5 de septiembre a las autoridades libias.
Ofensa al islam
Todo comenzó con una protesta frente a la sede del consulado por una película realizada en EE UU y que habían calificado como una ofensa al islam. Según Al Sharf, los agentes de seguridad del consulado fueron los primeros en disparar contra los manifestantes al creer que se trataba de un ataque, lo que agravó la situación. El representante ministerial ha señalado que entre los cientos de personas que participaron en la protesta "había delincuentes y criminales de toda condición" que irrumpieron en el edificio, lo saquearon y lo incendiaron. "Dispararon al aire antes de entrar en el edificio", ha asegurado el viceministro.
Horas antes, en El Cairo, miles de manifestantes, en su mayoría salafistas, se manifestaron ante la embajada estadounidense para denunciar una película, según ellos "antiislámica", hecha por cristianos coptos residentes en Estados Unidos. Los manifestantes arrancaron la bandera de Estados Unidos y en su lugar colocaron una inmensa bandera negra con la profesión de fe musulmana.
Estados Unidos ha evacuado a todo su personal diplomático en la ciudad libia de Benghazi, en el este del país, y lo ha trasladado a Trípoli, al tiempo que ha recortado la plantilla de la Embajada en la capital, según ha revelado ese miércoles por videoconferencia un funcionario norteamericano. Este portavoz ha explicado que se trató de un "ataque complejo" y ha evitado señalar a posibles responsables. El asalto se produjo durante una protesta por una película ofensiva con el profeta Mahoma, aunque algunas fuentes consultadas por medios estadounidenses han apuntado que pudo haber sido premeditado.
Obama promete justicia
El presidente de EE UU, Barack Obama, ha asegurado que "se hará justicia" por la muerte de Stevens, el primer embajador estadounidense que muere en su puesto desde 1979, y que su Gobierno trabajará con el de Trípoli para procesar a los culpables del ataque. Desde la Casa Blanca junto a la secretaria de Estado, Hillary Clinton, Obama ha condenado "en los términos más fuertes posibles" el "indignante y horrible" ataque y ha anunciado el incremento de las medidas de seguridad en Libia tras los ataques. En este sentido, unos 50 marines estadounidenses han partido hacia Libia para reforzar la seguridad en las instalaciones diplomáticas de EE UU, según ha informado la CNN. Los marines, de la Flota del Equipo de Seguridad Antiterrorista (FAST, por su sigla en inglés), partieron de la Base Estadounidense de Rota, en el sur de España, según la cadena americana.
Refiriéndose al motivo de los ataques, un vídeo de un productor independiente californiano que se mofa de la fe musulmana, Obama ha subrayado que Estados Unidos "es un país que respeta todas las creencias religiosas y rechaza todos los intentos de denigrar las de otros". "Pero no hay absolutamente ninguna justificación para este tipo de violencia sin sentido. Ninguna", ha subrayado. "El mundo debe unirse en la condena de estos ataques", ha explicado el presidente, para señalar que "ningún acto de terror" hará que Estados Unidos "se rinda en su compromiso con la justicia".
Asimismo, ha calificado de "ejemplo" a Stevens, el primer embajador estadounidense que muere en su puesto desde 1979, que falleció "en la ciudad que ayudó a salvar" durante las revueltas populares contra el fallecido dictador Muamar el Gadafi. "Cuando el régimen de Gadafi cayó, él trabajó sin descanso para apoyar esta joven democracia", ha afirmado Obama, que ha destacado su "valentía" y la defensa que él y los otros tres funcionarios diplomáticos fallecidos hicieron de "la libertad y la dignidad".
En Tuenti
El presidente Barack Obama promete justicia tras el ataque al consulado. / Foto: Michael Reynolds (Efe) | Vídeo: Atlas

Busco trabajo

Primer empleo

Buscar
Diario SUR

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.