Núremberg, la ciudad de la Navidad

Mercado navideño en Núremberg./
Mercado navideño en Núremberg.

Esta urbe alemana de carácter medieval expone cada año el mercado navideño más bonito del viejo continente

ÁLVARO ROMEROMadrid

Núremberg es la clara expresión de la grandeza alemana y toda su historia. Más que una ciudad es un museo urbano situado en el estado de Baviera, la zona sureste del país. Ciudad de referencia en tiempos medievales allí se instalaron príncipes y gobernadores que comprobaron de primera mano el auge de la ciudad, su enriquecimiento y el florecimiento de su cultura.

También fue la debilidad de Adolf Hitler, quién la describió como “la ciudad más alemana de Alemania“. Por ello y por su pasado imperial albergó las mayores concentraciones del Tercer Reich. A día de hoy aún se conservan las huellas de esas reuniones y relevantes documentos históricos.

Una urbe sorprendente con decenas de rincones inesperados por descubrir y donde perderse caminando. Derrocha vida y eso se respira en sus calles y plazas donde los bares y restaurantes extienden sus terrazas ofreciendo cerveza típica de la zona, uno de sus productos de referencia a nivel mundial. Puestecitos de comida callejera con las tradicionales salchichas alemanas y algún que otro dulce de la zona que expanden su aroma y atraen a los turistas.

Recorriendo Núremberg

Es una ciudad de trayectos cortos, la mejor opción es moverse a pie especialmente en la parte antigua, zona plagada de calles peatonales que alberga la mayoría de los atractivos turísticos. Allí se combinan con buen gusto casas con entramados de madera, callejuelas y rincones de piedra.

El Castillo Imperial de Núremberg (Kaiserburg) es el emblema de la región y una de las fortificaciones más importantes del Sacro Imperio Romano. Se levanta ofreciendo unas impresionantes vistas de la ciudad y del entorno. Cuenta con una importante carga histórica pues allí residieron varios emperadores y se convirtió en uno de los edificios más destacados de la edad media alemana.

La Plaza del Mercado es el centro neurálgico de la ciudad, acoge puestecitos ambulantes, ferias, eventos y el espectacular Mercado de Navidad. Una preciosa fuente con motivos dorados atrae a los turistas y pelea por el protagonismo de la plaza con la Iglesia de Nuestra Señora, una fascinante construcción de estilo gótico.

El Callejón de Curtidores ayuda a descubrir la tradición artesana de Núremberg, es su mayor concentración de casas históricas con entramados de madera. Además, un laberinto recorre el subsuelo en forma de pasadizos tallados hace cientos de año que hoy en día hace las veces de almacén.

El Puente del Verdugo, el Almacén de Vino y diferentes museos e iglesias completan los recursos turísticos. Estas últimas, exhibiendo espectaculares torres que parecen acariciar el cielo, dotando a Núremberg de una silueta única.

Ciudad de la Navidad

Si por algo se conoce a esta localidad alemana es por su Mercado de Navidad, el más famoso y bonito del mundo. Un pequeño poblado de aproximadamente 180 puestecitos construido a base de casetas de madera, se instala, cada año, en la Plaza del Mercado. En ellos se pueden encontrar objetos de decoración navideña, artesanía trabajada a mano, dulces típicos, comida rápida, vino caliente y productos gourmet.

Es típico degustar allí el pan de especias, el vino caliente especiado, los perritos calientes con salchichas alemanas y las galletitas de jengibre. Todo ello perfectamente iluminado y ambientado para hacer de la Navidad la época más esperada por sus vecinos, especialmente por los más pequeños.

Varios mercados navideños y actividades ambientadas se celebran a la vez durante el mes de diciembre. El Mercado de Navidad de Ciudades Hermanadas busca unir lazos entre diferentes culturas exponiendo productos típicos de las urbes hermanadas con Núremberg. Por otra parte, en la Ciudad de Navidad para los Niños los más pequeños pueden escribir cartas con sus deseos navideños, hacer galletas y manualidades o montarse en el carrusel.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos