diariosur.es
Martes, 16 de mayo de 2006
 Webmail     Alertas    Envío de titulares     Página de inicio
PORTADA EL PERIÓDICO ECONOMÍA DEPORTES OCIO CLASIFICADOS SERVICIOS CENTRO COMERCIAL PORTALES
MÁS BALONCESTO
 Actualizado: 1.50 a.m.
 
EDICIÓN IMPRESA
 
Un año más y ya suman dos, el equipo malagueño de 'El Palo Team' repitieron victoria en la final del torneo San Miguel 0,0% 3D, por segunda vez consecutiva y ante su afición. Los campeones, justos vencedores del campeonato, ganaron todos sus partidos hasta alcanzar la final, que jugaron contra '3 croquetas y un yugo', el equipo representante de Valencia. / EFE
 
El jugador griego del Barcelona Michalis Kakiouzis estableció un nuevo récord en porcentaje de tiros de dos con un 72,55 % tras anotar 111 de los 153 lanzamientos intentados. La marca de Kakiouzis desplaza así a la del ex jugador del Unicaja Kenny Miller, que databa de la temporada 1997-98 cuando el norteamericano logró un 72,32 %. / SUR
DE TRES EN TRES
SOMOS ACB, decía la cartulina con la que celebraron los aficionados del Lagun Aro un día muy especial. Una de esas jornadas que acaban marcadas en el calendario de la historia. A un lado estaba la nada, la LEB. Al otro, la supervivencia, el principio del futuro. Una vez terminado con éxito el vía crucis, bienvenido haya sido. Hay veces que las situaciones límite producen catarsis, y viendo lo ocurrido en Bilbao en las últimas fechas, la respuesta de la afición ante el reto y el riesgo de perder la referencia baloncestística ha sido magnífico. Esta identificación resulta necesaria para intentar construir un equipo a salvo de este tipo de peligros. Se produce en Málaga, en Vitoria y en otros lugares donde su equipo de baloncesto se encuentra enraizado en el sentir popular.
ZONA TÉCNICA
MIENTRAS en Málaga, hacer un mate o dar un pase por la espalda parecía el objetivo principal de los jugadores del DKV Joventut y del Unicaja; en Mahón, el balón resultaba demasiado pesado para los hombres del Ricoh Manresa y del Llanera Menorca, incluso, a la hora de hacer una sencilla bandeja. Fueron los contrastes de la tarde del domingo, que permitió el triunfo de un Granada mermadísimo en la cancha del Real Madrid, y nos trajo partidos en los que el resultado no importaba a nadie, frente a encuentros en los que el marcador final era, casi, una cuestión de vida o muerte.
Ricard Casas, técnico del Pamesa Valencia, admitió que el balance del ejercicio es negativo y lamentó la decepción que eso supone para la entidad y su entorno. «El equipo no ha dado lo que de él se esperaba y hemos decepcionado a mucha gente que nos ha apoyado. Estamos mal. Tenemos una carga importante de frustración porque no hemos ilusionado». / EFE
 
Otros titulares

Vocento