Tus uñas

ROSA BELMONTE

Al feminismo no le gusta Neruda. Que si violó a su criada, que si abandonó a su hija hidrocefálica. Qué delicadas. Tampoco gusta al feminismo de Comisiones Obreras. Tiene gracia habiendo escrito el chileno poemas de mucho olor en loor de Stalin. Aunque como dijo Borges, el comunismo hizo bien a Neruda. «Si no hubiese sido un poeta político, habría sido un mal poeta». Borges se mostró comedido. Los chilenos le tenían más inquina. Según Huidobro, era un romántico de mala muerte que escribía «una poesía fácil, bobalicona, al alcance del cualquier plumífero», la «poesía especial para todas las tontas de América». Según Bolaño, la literatura chilena giraba en torno a un sol muerto llamado Neruda. No hace falta ser chileno o feminista para despreciar a Neruda. Ni de CC OO. Me gusta mucho más el cecé oó de Urdaci que «mi cuerpo de labriego salvaje te socava», «para tu libertad bastan mis alas» o «desnuda eres pequeña como una de tus uñas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos