UNA TELE MACHISTA

OSKAR BELATEGUI

Dani Mateo hacía el otro día examen de conciencia. «Si doy tanto la turra con el feminismo es porque me he dado cuenta de lo asquerosamente machista que he sido. Tengo que callar, escuchar y pedir perdón a todas las mujeres a las que sin darme cuenta traté mal», reconocía el colaborador de 'El Intermedio'. El programa de La Sexta acertó a escenificar la protesta del 8-M de una manera simple y contundente: una silla vacía en el lugar que ocupa habitualmente Sandra Sabatés. Sin sparring contra el que lanzar sus chistes, El Gran Wyoming se veía más perdido que nunca.

Ya nada será igual en la pequeña pantalla tras el #MeToo. De repente, contemplar a Laura Moure luciendo palmito junto al panel de 'La ruleta de la suerte', a la manera de las azafatas que acompañan un nuevo modelo de coche, resulta demodé. De pronto, los gañanes y las chonis de 'Mujeres y hombres y viceversas' aparecen como un rescoldo de la era machista. Las tertulias se cuidan de que la proporción entre sus invitados sea igualitaria y las presentadoras no se cortan a la hora de zanjar comentarios sexistas. «Eres mujer y eres guapa. Por estos dos motivos no te voy a mandar a tomar por culo», le soltó el entrenador del Nápoles, Maurizio Sarri, a una periodista en la sala de prensa. Ana Morgade, sin ser según ella ni mona ni periodista, le envió al técnico al mismo lugar en 'Zapeando'.

Los gestos y las declaraciones de intenciones van dando paso a las denuncias en el juzgado. La actriz Iria Pinheiro ha denunciado al director del programa 'Con amor e compañía', de la televisión autonómica gallega, por acoso sexual. Pinheiro asegura que durante los tres meses de 2017 que trabajó en el espacio sufrió «tocamientos, insinuaciones y humillaciones públicas» por parte de José Luis Viñas Orta. La Asociación de Actores de Galicia, la Unión de Actores de España y la Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales (CIMA) han apoyado a la actriz. Su valentía ha animado a otras compañeras a hacer público que ellas también habían padecido los comportamientos machistas de Viñas Orta, que animaba a la denunciante a «no esconder» sus curvas en televisión. «Ocho de cada diez espectadores van a querer acostarse contigo cuando te vean», aleccionaba.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos