El hospital del este

Ángel Escalera
ÁNGEL ESCALERAMálaga

Una vez sabido que la sanidad pública de Málaga necesita un fuerte impulso que la saque del pozo, es menester establecer las prioridades de las carencias más apremiantes y que no pueden esperar más. Es una mera cuestión de supervivencia, que no es poco. Como ya he dicho en otras ocasiones, las banderías políticas deberían darse de lado en la sanidad para abrir paso al consenso y que todos los partidos remasen en la misma dirección. Eso, que es lo suyo, porque iría en beneficio nuestro, no pasará. Entre otras cosas menores, porque son mayores las disputas entre el que manda y los que están en la oposición. Uno de los asuntos más acuciantes en la sanidad pública malagueña es la construcción de un hospital moderno, funcional, muy bien dotado tecnológicamente, con unas 800 camas y que cuente con todas las especialidades médicas y quirúrgicas. Para entendernos, es imprescindible un nuevo Hospital Regional Carlos Haya. En eso parece que hay acuerdo. Es tan evidente que hasta el más ciego lo ve. En lo que ya surgen discrepancias es en si, además de ese gran hospital, hace falta o no construir otro centro hospitalario, tipo CHARE, parecido al del Valle del Guadalhorce, en la zona este de Málaga capital para dar cobertura a unas 80.000 personas.

Hay opiniones a favor y otras en contra en ese tema. El grupo de expertos que ha analizado la situación sanitaria de Málaga ha emitido un informe, de más de 300 páginas, en el que no aparece ese hospital en la zona este. La mayoría de los profesionales considera que lo importante no es tanto dónde se sitúa un centro hospitalario, sino las prestaciones que ofrece y de qué recursos dispone. Desde hace años, existe una corriente que aboga por levantar el llamado tercer hospital en el este de la capital, en la zona de El Palo. La semana pasada, el presidente de la Diputación y presidente provincial del PP, Elías Bendodo, condicionó la cesión de los terrenos en los que los expertos han propuesto erigir el 'nuevo Carlos Haya' (donde estaba la Casa Cuna y ahora ocupa el centro de innovación social La Noria) a que la Consejería de Salud se comprometa a erigir un hospital o centro sanitario en la zona este. Cuantos más edificios sanitarios tenga Málaga, mejor, por supuesto, pero, como no sobra el dinero, la pregunta clave es: desde una óptica estricta de calidad asistencial ¿es más adecuado un hospital pequeño y con una cartera de servicios reducida u otro de gran nivel, con la tecnología más puntera y todas las especialidades? La respuesta corresponde darla a los técnicos en la materia y hacerlo sin sesgo político de ningún tipo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos