¡Muchas felicidades!

El alcalde con la 'Kiki', la palmera gigante regalada por los socialistas el día de su cumpleaños./
El alcalde con la 'Kiki', la palmera gigante regalada por los socialistas el día de su cumpleaños.

Javier Recio
JAVIER RECIOMálaga

Felicidades, alcalde. Seguramente estas fueron las primeras palabras que escuchó Francisco de la Torre el pasado jueves a su entrada a la Casona del Parque. Y no fue por su decisión sobre Limasa, sino porque celebraba su cumpleaños. 75 añazos ya. El primer edil tuvo un día agridulce. La parte más melosa se la proporcionaron además los socialistas, algo por otra parte que tampoco debe extrañar mucho, si se tiene en cuenta los roces que ha tenido con su propio grupo este año que ha pasado a cuenta de Limasa. Una 'Kiki' para el regidor. Así, con una palmera gigante, lo recibieron los concejales del PSOE Sergio Brenes, Rafael Gálvez y Paco Conejo, que se rascaron el bolsillo para agasajar a De la Torre, que sopló emocionado las velas. A lo mejor el actual portavoz socialista de la Diputación aspira a suceder a la actual concejala de Fiestas, Teresa Porras, también conocida como Teresa la Grande, la zarina de la Cruz, que no para de recibir felicitaciones por estas fechas por la iluminación de la calle Larios. Bromas aparte, lo cierto es que el detalle de Conejo le honra. Lo cortés no quita lo valiente, como destacaba su jefe de filas municipal, Dani Pérez, que ansía ser el cartel electoral de los socialistas y espera recibir felicitaciones por ello. Pero no todos fueron buenas palabras para el alcalde. Sus dos grandes pesadillas de este año se le volvieron a representar. Y no en sueño. El presidente del comité de empresa de Limasa le recriminó sus planes para dividir la empresa. Es muy legítimo que Manuel Belmonte defienda lo que crea más justo para el conjunto de los trabajadores. Sin embargo, a este hombre alguien debería convencerlo de que las formas son muy importantes y que a veces no dejan ver el fondo. No se puede ir a un pleno municipal a vociferar ni contra el alcalde ni contra nadie. Aunque no sea tiempo de paz. Como también se lo recordaron los bomberos presentes en la sala, que llevan un año enfrentados con el equipo de gobierno. También hay que felicitar a otro que aspira a tener la vara de mando del Ayuntamiento de Málaga. Elías Bendodo ha logrado sacar adelante los presupuestos de la Diputación Provincial, institución que preside y en la que querría seguir si De la Torre al final decide no hacerle caso a su mujer y continuar en el cargo. El también presidente del PP está de enhorabuena porque ha logrado sacar los presupuestos adelante, que es a lo que se aspira siempre cuando se gobierna. Y además, y es lo que realmente se debe valorar, ha conseguido dejar la deuda de la Diputación a cero. O sea, que no debe nada. Encontrar a día de hoy un ayuntamiento o diputación que no deba dinero es prácticamente imposible. En ese sentido, Bendodo ha demostrado que ha desempeñado una buena gestión en la entidad supramunicipal. Fuera del ámbito político, esta semana también hay que felicitar a varias personas. Una de ellas es el doctor César Ramírez, que ha sido premiado por sus propios compañeros del Colegio de Médicos de Málaga. Que a uno le premien sus iguales es algo especialmente reconfortante. El cirujano se lleva este final de año una alegría después del duro trago que ha tenido que pasar este 2017 por su decisión de dejar la sanidad público debido al calvario que estaba pasando por su 'destierro' sevillano. Su carta de despedida publicada en este periódico se convirtió en viral y ha sido el artículo de la sección de Opinión más leído del año. Por algo será.

Y también está más que justificados los premios que le han concedido a dos compañeros de esta casa, SUR, que sin duda también es la suya, respetadísimo lector. Y ambos han tenido un año especialmente gozoso en este sentido. Ana Pérez-Bryan ha sido distinguida por la Fundación Cultural Herrera Oria en el primer premio de periodismo que ha convocado esta institución de carácter nacional, que se dedica a difundir los valores sociales de la Iglesia Católica. El jurado ha valorado su trabajo en una serie de reportajes publicados por este periódico. Este galardón llega apenas unas semanas después de que recibiera un premio de la Unión de Consumidores de Andalucía. El otro compañero premiado es Juan Cano, que está considerado como uno de los mejores periodistas de sucesos de España. El almeriense (es de Garrucha y le gusta que se diga), que comparte la doble nacionalidad malagueña, recibió esta semana el Premio Málaga de Periodismo concedido por la Asociación de la Prensa y el Ayuntamiento de Málaga por un reportaje sobre La Palmilla. Es el cuarto premio que ha ganado este año. Vaya récord. Sin duda que merece una sincera y querida felicitación. Como la que les deseo a los afortunados por el Gordo de la Lotería y al resto de los malagueños. De todo corazón. ¡Feliz Navidad!

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos