Carta de un taxista: «Luchar y pedir disculpas»

«A todos los que trabajáis por cuenta propia o ajena, pensad que hoy es a nosotros. Mañana será a ti»

JESÚS BÁEZTaxista (Licencia 105)

«A veces es necesario luchar por defender lo tuyo. Y otras es necesario saber pedir disculpas, si al hacerlo has perjudicado a alguien. La huelga que durante varios días ha dejado sin servicio a la ciudad en fechas tan importantes, no ha pasado por gusto ni por ganas de molestar al personal ni por supuesto, porque no admitamos competencia. Lo que no admitimos es una campaña sistemática de competencia desleal y desinformación interesada por multinacionales que han venido a llevarse calentito el dinero y lo tributan en paraísos fiscales. Esa es la verdad.

Nosotros pagamos impuestos y Seguridad Social en nuestra ciudad, en nuestra comunidad y nuestro país. Sentimos mucho el daño a todos, pero somos vuestros vecinos, compramos en vuestras tiendas, pagamos en las oficinas bancarias donde trabajáis, compramos los periódicos que redactáis, tomamos el café que preparáis. A todos los que trabajáis por cuenta propia o ajena, pensad que hoy es a nosotros. Mañana será a ti.

No estamos en contra de la competencia, cuando es legal. Las VTC llevan años operando en Málaga y nunca hubiéramos pensado en paralizar la ciudad. Ni siquiera lo teníamos contemplado: habíamos decidido no tener descansos durante la feria para demostrar que podíamos abastecer todas las necesidades de la ciudad en estos días. Pero descubrimos que habían bajado desde Madrid, sin posibilidad de control, decenas de coches incumpliendo las leyes que les rigen en proporción, puntos de recogida, métodos de captación de clientes y la policía no hacía nada porque no han recibido ningún curso de formación sobre las irregularidades que estas empresas cometen a diario. ¿Teníamos que quedarnos de brazos cruzados?

Competencia sí, pero justa. Pagamos mas impuestos que ellos, los pagamos en nuestro país y estamos cosidos a revisiones y sanciones municipales, y con precios que, pese a las constantes críticas, están regidos y regulados por la administración, no por nosotros.

Os pedimos perdón, nuevamente, por las molestias. Ver como estábamos siendo engañados y ninguneados nos sacó de nuestras casillas y la cosa se calentó mas allá de lo normal. Y sabemos que muchos os visteis perjudicados sobre todo en las primeras horas, cuando no fue posible organizar unos servicios mínimos y estuvimos hasta altas horas de la madrugada esperando que el alcalde se dignara a presentarse en nuestra improvisada asamblea.

Amamos nuestra feria, y eso que podemos disfrutarla poco. Porque sí, es una buena semana de trabajo, pero ningún taxista es rico. Este extra de esta semana sirve para que sean menos duro los meses de invierno, cuando hay días que sales a trabajar ganando menos que los gastos fijos del negocio. Por eso os aseguramos que no ha sido fácil para nosotros mantenernos firmes, pero os pedimos que nos entendáis. Somos vuestros vecinos, vuestras familias, vuestros amigos. No somos un colectivo malvado sin cara ni corazón, somos padres, hijos, hermanos que, como todos, luchan por intentar simplemente que se cumpla la legislación. Es injusto decir que hemos paralizado la ciudad. Lo ha hecho el que, administración y multinacional, no da su brazo a torcer y está dispuesto a seguir incumpliendo la Ley, no dándonos otra alternativa que haber seguido plantados tantos días, hasta que hemos conseguido un primer compromiso que podemos dar por bueno para volver al trabajo.

Con toda humildad pero esperando vuestra comprensión, para todo el que se haya visto perjudicado. Lo sentimos».

Fotos

Vídeos