LA CANTERA DE TURISTAS

La Ola

Pilar Martínez
PILAR MARTÍNEZMálaga

Andalucía ya hizo en la antesala de la World Travel Market (WTM) de Londres una primera y certera incursión para promocionar el destino entre los jóvenes universitarios londinenses. Se trata de ir haciendo cantera de potenciales turistas, que pisan fuerte, con gran motivación para viajar, incluso cuando el presupuesto no es su fuerte. Estos nuevos viajeros están muy lejos del clásico turista que tiraba la casa por la ventana cada verano en unas vacaciones para las que trabajaba todo el año. Ahora, cualquier excusa es buena para montarse un fin de semana diferente en el que salir de la rutina y juntar unos días de asueto el mejor motivo para organizar una escapada. Este ritmo implica un giro radical en la forma de disfrutar de los viajes. Los jóvenes ya no ven en las vacaciones el momento en el que no mirarse el bolsillo si se trata de divertirse y pasarlo bien. El objetivo pasa por conocer cuanto más reclamos mejor y por vivir intensamente como los locales, alejándose de las propuestas pensadas para 'guiris'. El reto es sentirse ciudadano. Para ello, en lo primero que piensan, siempre que sea posible, es en desplazarse compartiendo vehículo o alquilando uno. Lo segundo que hacen es buscar casa para alojarse, viviendas confortables y bien ubicadas, pero que sumen poco al presupuesto de viaje. Los 'hostel ' son otra opción, en la que para el turista clásico dormir en la misma habitación con desconocidos es un obstáculo insalvable, que los jóvenes traducen en una ventaja para conocer nueva gente y de otras culturas. Sin embargo, en su haber cuentan además con ser unos prescriptores que radian sus experiencias en vivo y en directo en redes que arrasan como Instagram o Snapchat. Son una nueva generación que arranca con hábitos diferentes, entre otras cosas porque son nativos en las nuevas tecnologías, que exprimen para sacar el máximo rendimiento a sus escapadas que ya multiplican de forma exponencial respecto al visitante de siempre. Las nuevas generaciones obligan a una nueva transformación y de la adaptación de la oferta a esta cantera de turistas depende la supervivencia de los negocios.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos