Diario Sur

CRÍTICA DE TEATRO

¿NADIE QUIERE ESCUCHAR?

Un impresionante monólogo que, como en la vida misma, el protagonista trata de que alguien le escuche, en una ciudad que no conoce y en la que nadie quiere prestarle atención. ¿por indiferencia? ¿Por miedo o por menosprecio a lo desconocido? Quizás por una mezcla de todo ello y por el pecado demasiado común de juzgar a los demás sin conocernos, porque nos negamos a dar la oportunidad. Ese es el gran tema que da origen al monólogo de un personaje que busca, pero no encuentra interlocución. Esa es la trama de 'La noche justo antes de los bosques', escrita por Bernard Marie Koltés y la dirección de César Barló, que durante una hora y veinte minutos logra captar, mantener la atención y tocar la fibra más íntima del espectador, la identificación con las soledades esporádicas o cotidianas de cada cual. El actor portugués José Gonçalo Pais da una magistral lección de interpretación plena de matices y de difícil equilibrio entre el ritmo vital del personaje y la riqueza del lenguaje textual, que Gonçalo Pais logra equilibrar.