Diario Sur

EN DIAGONAL

Amordazados

A una empresa californiana se le ocurrió poner a la venta un disfraz para Halloween de Kim Kardashian amordazada (por el robo que sufrió en París el 2 de octubre). Costaba 64 euros y te daban una cuerda, una peluca, un albornoz blanco corto, gafas de sol, un anillo y la mordaza. El nombre de ella no aparecía por ningún lado. El disfraz se llamaba 'Traje de víctima de un atraco parisino'. Ante las críticas (hasta se les acusó de promover la violación), Costumeish, la firma responsable, lo retiró de la venta. Una tienda de disfraces madrileña vende una careta zombie de Pedro Sánchez. Teóricamente, la mitad de la cara es la de Sánchez y la otra una con peor piel todavía. En la foto que salía ayer en este periódico parecía más un disfraz de marido (zombie) de Florinda Chico que de Sánchez. Decía Tayllerand que los discursos sirven para disfrazar los pensamientos. Quizá hoy Antonio Hernando se ponga la careta. O la mordaza y el albornoz.