Arran propone expropiar hoteles y parques temáticos, y prohibir Airbnb

Fotograma del un vídeo publicado por Arran.
Fotograma del un vídeo publicado por Arran.

La organización juvenil vinculada a la CUP continúa su protesta contra el turismo de masas y pide «poner al servicio de la población» los beneficios del sector

COLPISA / AGENCIASPalma

Arran, la organización juvenil de izquierda independentista vinculada a la CUP, bautizada como la 'kale borroka' catalana, ha expuesto en un manifiesto su deseo de expropiar las principales empresas y activos turísticos del país, como hoteles, muelles deportivos o parques temáticos como PortAventura, con el objetivo de "poner los beneficios económicos que generan al servicio de toda la población".

La organización protagoniza desde hace varias semanas una serie de protestas contra el turismo de masas "que condena a los Países catalanes a la miseria", según denuncian, y que incluyen el asalto en Barcelona de un autobús turístico cerca de una parada del Camp Nou, donde hicieron una pintada en contra del turismo y pincharon una rueda, sin causar daños personales; el pinchado de ruedas de las bicicletas turísticas habilitadas en la ciudad o la protesta que llevaron a cabo frente al muelle viejo de Palma con pancartas, bengalas y lanzando confeti en un restaurante.

Más información

En el manifiesto hecho público hoy, proponen también el abandono de la emisión de licencias de actividad para hoteles y empresas vinculadas al turismo, la mejora de las condiciones laborales, el aumento de los impuestos a las empresas del sector turístico y la prohibición de las empresas relacionadas con el alquiler de pisos turísticos como Airbnb.

Según denuncia Arran, su protesta se centra en el sistema turístico que "responde a un modelo capitalista que está concentrando los beneficios en muy pocas manos y provocando la destrucción de nuestro territorio" y ha lamentado la subida del precio del alquiler a raíz del modelo turístico actual.

La organización ha criticado también el concepto de 'turismofobia' y lo ha calificado como "concepto inventado" que "criminaliza a las víctimas del conflicto" y ha asegurado que no están en contra de los turistas ni del turismo porque "ellos también lo son" y "viajar puede ser una actividad humana muy enriquecedora".

Fotos

Vídeos