La oposición pide un informe jurídico del Parlamento catalán sobre las normas de ruptura

Solicita que los letrados de la Cámara se pronuncien sobre el contenido de las normas y el papel de Forcadell

R. C. BARCELONA.

La oposición en el Parlamento de Cataluña cargó contra la decisión de la mayoría de la Mesa de no incluir en el orden del día ni la ley del referéndum, registrada a finales de julio ni la ley de transitoriedad jurídica, presentada anteayer por Junts pel Sí y la CUP. «Hasta aquí hemos llegado, se han traspasado todos los límites», resaltó el diputado de Ciudadanos y vicepresidente segundo de la Cámara, José María Espejo-Saavedra.

Su formación, junto con el PP y el PSC pidieron por la mañana a la presidenta del Parlamento catalán, Carme Forcadell, un informe jurídico de los letrados sobre dos asuntos: uno sobre la legalidad del contenido de las leyes de ruptura y otro acerca de los motivos que llevan a dilatar su tramitación cuando lo lógico es que el órgano rector lo haga en la sesión posterior al registro de la ley. La mayoría independentista en la Mesa, sin embargo, defendió que estos informes son innecesarios, y votó en contra de la propuesta argumentando que ambas normas todavía no se han tramitado por las «amenazas» del Estado y del Tribunal Constitucional.

Tras la negativa, los partidos constitucionalistas junto con Catalunya Sí Que Es Pot, la coalición de la que forma parte Podemos, anunciaron que presentarán un escrito solicitando nuevamente a los letrados de la Cámara que se pronuncien sobre la capacidad de Forcadell para frenar la tramitación de proyectos de ley, así como sobre el contenido de las normas secesionistas. «Es obvio que algo no quieren que se sepa», insistieron desde Ciudadanos.

El partido de Albert Rivera avanzó ayer que sus 25 diputados en la Cámara catalana no acudirán a las sesiones plenarias en las que el Gobierno de Carles Puigdemont someterá a debate la leyes del referéndum y la de la transitoriedad. Según explicó el secretario general, José Manuel Villegas, si el Constitucional confirma que ambas normas son ilegales «no vamos a participar en una ilegalidad».

Ciudadanos seguirá así los pasos del PP, que ya confirmó hace días que sus parlamentarios se ausentarán de dichas sesiones. Los diputados socialistas, en cambio, sí asistirán a la Cámara catalana e incluso intervendrán para exponer su rechazo al proceso soberanista, aunque no participarán en la votación de las polémicas normas.

Fotos

Vídeos