Un observador externo supervisará la investigación sobre el máster de Cifuentes

Cifuentes en el último pleno de la Asamblea de Madrid, celebrado el pasado jueves. :: Emilio Naranjo / efe/
Cifuentes en el último pleno de la Asamblea de Madrid, celebrado el pasado jueves. :: Emilio Naranjo / efe

La universidad pide la colaboración de la conferencia de rectores para garantizar la transparencia del proceso

NURIA VEGA

madrid. Un observador externo supervisará la investigación abierta en la Universidad Rey Juan Carlos para dirimir si Cristina Cifuentes obtuvo el título del máster en Derecho Autonómico de manera fraudulenta. Los responsables de la institución solicitaron ayer la colaboración de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) para dotar de transparencia a un proceso en el que el centro de enseñanzas superiores se juega su prestigio.

En una misiva fechada este miércoles, el rector de la Rey Juan Carlos explica a la CRUE que, «dada la repercusión social» del caso, convendría que alguien ajeno a esta universidad actúe como observador durante el procedimiento que está ya en marcha y que, en principio, no se detendrá por los días festivos de la Semana Santa.

La controversia ha trascendido lo que inicialmente pudieron prever los gestores del centro. El 21 de marzo 'eldiario.es' publicó que la presidenta de la Comunidad de Madrid logró el título del máster, cursado entre los años 2011 y 2012, sin haberse examinado de dos asignaturas. Según la información, una funcionaria modificó el expediente en 2014 para introducir un «notable» allí donde ponía «no presentado».

El rector, Javier Ramos, el director del curso y el profesor de una de las materias convocaron esa mañana a la prensa para trasladar que todo se debía a un fallo «de transcripción» de las notas y que Cifuentes logró en ambas asignaturas, una de ellas el Trabajo de Fin de Máster, un 7,5. Horas después, sin embargo, Ramos ordenaba la apertura de un procedimiento administrativo de información reservada «para aclarar los posibles errores o irregularidades» y determinar las «responsabilidades que pudieran derivarse».

La premura en dar explicaciones pudo ser desacertada. Al menos así lo entiende el presidente de la CRUE, la organización que ayer aceptó el encargo y que el próximo martes designará a un observador, un representante de otra universidad española, para sumarse a la investigación. Roberto Fernández reconoció en una entrevista en RNE que quizá Ramos debió esperar «un poquito más» antes de comparecer en público. «Es la opinión de alguien -añadió el también rector de la Universidad de Lleida- que no está viendo los toros desde el redondel». En todo caso, entiende que el responsable máximo de la Rey Juan Carlos «está haciendo lo que cree que debería hacer» y lo que él mismo habría hecho en su lugar. Fernández se mostró convencido de que la universidad madrileña llegará «hasta las últimas consecuencias» en el esclarecimiento del caso.

Apuesta elevada

Llegados a este punto, fuentes del PP, que confían en que se pruebe la versión de Cifuentes, subrayan que todas las partes implicadas en la polémica han hecho una apuesta fuerte en su propia defensa. La universidad ha elevado la investigación a la conferencia de rectores; 'eldiario.es' ha sostenido la veracidad de su información; y la presidenta ha anunciado una querella contra los responsables del medio.

Lo que sigue sin aparecer, sin embargo, es la prueba que, según la oposición, solventaría en buena medida la controversia, el Trabajo de Fin de Máster. Sobre ello interpelarán los partidos a Cifuentes en el pleno que se celebrará en la Asamblea madrileña el próximo miércoles 4 de abril.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos