Hacienda crea una cuenta para gestionar los gastos en Cataluña

Desde ella abonará directamente los pagos a proveedores y a funcionarios, una vez que se justifiquen desde la Generalitat

M. E. ALONSO

MADRID. El Gobierno dio ayer un paso más sobre el control financiero de Cataluña puesto en marcha en septiembre por el Consejo de Ministros a fin de evitar gastos irregulares del Ejecutivo de Carles Puigdemont en pleno órdago independentista. Para ello, solicitó la apertura de una cuenta en el Banco de España, cuyo titular es el Ministerio de Hacienda, desde la que controlará los gastos de la comunidad autónoma y transferirá las partidas retenidas del sistema de financiación para hacer frente a las facturas de proveedores y a las nóminas de los funcionarios una vez se justifiquen debidamente.

Para atender dichos pagos, el departamento que dirige Cristóbal Montoro irá realizando transferencias desde esta cuenta a las entidades financieras correspondientes. Antes de eso, la Intervención General del Estado habrá tenido que dar su visto bueno a cada orden de pago después de que la Intervención General de Cataluña haya verificado que las cantidades no se destinarán a fines soberanistas.

En el momento en el que el Gobierno central levante la intervención de los fondos de la Generalitat, Hacienda procederá a la cancelación de la cuenta y a la liquidación del saldo sobrante en favor de la comunidad, según figura en la orden ministerial que publicó ayer el Boletín Oficial del Estado (BOE).

En cualquier caso, las medidas de control financiero sobre Cataluña podrían incrementarse si finalmente el Ejecutivo de Mariano Rajoy aplica hoy el artículo 155 de la Carta Magna llegando incluso a intervenir la Hacienda catalana.

Con la mirada puesta en Cataluña, la reforma del sistema de financiación autonómica tomó ayer una velocidad inesperada.

El ministro de Hacienda, se comprometió en el Congreso a cumplir con el compromiso del Gobierno y abordar de forma «inmediata» este capítulo, para lo que solicitó el respaldo de otros grupos parlamentarios, básicamente el socialista, cuyo partido gobierna en varias autonomías. «Vamos a cumplir con nuestra promesa (...) y vamos hacerlo ya», garantizó Montoro, durante su respuesta a una pregunta del PNV sobre la nueva ley del cupo vasco.

El ministro se ha mostrado hasta ahora contrario a presentar una propuesta de mejora sin el acuerdo previo con los socialistas, pero el reciente entendimiento entre Mariano Rajoy y Pedro Sánchez abre nuevas expectativas para conseguir un sistema de financiación más justo para todas las comunidades autónomas.

Fotos

Vídeos