El Gobierno garantizará el «derecho de los padres» a elegir la lengua vehicular en Cataluña

Íñigo Méndez de Vigo./Efe
Íñigo Méndez de Vigo. / Efe

El ministro de Educación no concreta cómo, pero admite que el Constitucional habló de la opción de impartir un 25% de las clases en castellano

Nuria Vega
NURIA VEGAMadrid

Si el Gobierno se propone incorporar una casilla para el castellano en el formulario de preinscripción escolar en Cataluña, es aún un misterio. Íñigo Méndez de Vigo asegura que el Ejecutivo garantizará “el derecho de los padres a escoger la lengua vehicular de la educación de sus hijos”, pero no precisa de qué manera lo hará posible. “El cómo lo hagamos, estamos estudiándolo, pero sin duda lo haremos”, ha zanjado.

Como ministro de Educación, el 27 de octubre asumió las funciones de la consejería catalana después de que Mariano Rajoy decidiera cesar a la Generalitat e intervenir la autonomía. Hasta ahora, el Gobierno ha aplicado el artículo 155 de la Constitución de una manera más técnica que política. Sin embargo, introducir el castellano podría romper esa dinámica.

Más información

Según Méndez de Vigo, no se trata de un globo sonda ni de un aviso a los independentistas para que elijan con urgencia un presidente que se haga con las riendas de la Generalitat, sino que entre febrero y marzo, ha concretado, el Ejecutivo catalán tiene que aprobar una resolución sobre las preinscripciones para el próximo curso.

En otras ocasiones, el Ministerio de Educación ha recurrido las decisiones que en esta materia se adoptaban en Cataluña por entender que no respetaban la libertad de los padres a elegir la lengua en la que estudian sus hijos. Y de ahí que Méndez de Vigo no considere oportuno imitar el modo de actuar de quienes estaban al frente de la Generalitat. Por lo que apuesta es por “adecuar” el procedimiento a las resoluciones de los tribunales. “Usted se ha referido a una sentencia importante del Tribunal Constitucional que entiende que se cumple con ese requisito dando el 25% de las clases en castellano, pues ahí lo tiene usted. Por tanto, eso es en lo que estamos pensando y lo que estamos estudiando”, ha dejado en el aire.

En todo caso, el ministro defiende que se trataría de una cuestión técnica y no de un cambio de modelo: “Eso sólo se puede hacer modificando la ley y sólo lo puede hacer el Parlamento de Cataluña”.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos