El Congreso retrasa el inicio de la comisión territoral

El PSOE avisa de que no aceptará una prórroga que vaya más allá de una semana y aboga por echar a andar con o sin el resto de partidos

P. DE LAS HERAS

Madrid. La comisión para la evaluación del sistema territorial con la que el PSOE aspiraba a encauzar la crisis catalana no termina de abrirse paso. A los socialistas no les quedó ayer más remedio que aceptar que la Junta de Portavoces del Congreso acordara posponer su puesta en marcha. «Es una prórroga de una semana y será la única», avisó Margarita Robles.

La creación de esta comisión de estudio, que debería servir para allanar el camino a un debate sobre la reforma constitucional en el plazo de seis meses, fue la concesión de Mariano Rajoy a Pedro Sánchez a cambio de su respaldo a la aplicación del artículo 155 en Cataluña. El principal partido de la oposición siempre ha defendido que el desafío independentista no se resolvería sólo aplicando la ley y que eran necesario hacer política. Pero ahora que ha convencido al PP, le fallan el resto de partidos.

Esquerra Republicana de Catalunya ya dijo desde un primer momento que no participaría. Ciudadanos siempre se ha mostrado receloso acerca de la utilidad de ese foro. El PDeCAT dio a entender la semana pasada que se descolgaba ante la detención de los líderes de la ANC y Òmnium, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, y la amenaza del 155. Y Podemos alega que mientras se esté aplicando ese precepto constitucional es «inviable».

«Uno tiene que hacerse cargo de las decisiones que toma -alegó la portavoz de la formación que dirige Pablo Iglesias, Irene Montero-; el PSOE ha decidido poner a Mariano Rajoy como presidente de Cataluña y eso es incompatible con diálogo». La portavoz socialista avanzó, aún así, que la comisión se activará y echará a andar con o sin los críticos y dio por hecho que, llegado el momento, se sumarán.

Fotos

Vídeos