Cae 'El Choped', la leyenda viva de los aluniceros de España

M. SÁIZ-PARDO MADRID

Es difícil acumular tal historial en tan solo 24 meses: 90 asaltos violentos a todo tipo de locales comerciales y establecimientos y 22 órdenes judiciales de detención. La Policía Nacional ha arrestado en el barrio de Carabanchel, en Madrid, al que probablemente sea el alucinero más buscado España: Ricardo Amaya Romero, 'Richard' o 'El Choped', un joven de nacionalidad española y de tan solo 27 años y que se había convertido en el pesadilla de las fuerzas de seguridad por su habilidad para reventar comercios lanzando coches robados contra sus lunas o puertas (el método conocido del alunizaje en el argot policial).

Según la Jefatura Superior de Policía, el arrestado se había rodeado de una suerte de aureola de 'héroe' entre los grupos delincuenciales de la Comunidad de Madrid. En cuestión de meses, y con la vitola de haber logrado zafarse de todas las operaciones policiales en las que habían caído sus compinches, fue escalando posiciones hasta convertirse en un verdadero 'capo' del escapismo. Siempre calcinaba los coches robados que usaba para no dejar pistas y hasta ahora siempre había logrado esquivar a los funcionarios gracias a una extensa red de amigos y familiares, que le ocultaba cuando caían sus acólitos.

Los investigadores destacan además su capacidad para lograr recomponer sus bandas tras los golpes policiales y captar nuevos adeptos a los diferentes grupos que ha formado y liderado en estos dos últimos años.

La Policía le acusa de golpes sonados en Madrid como el asalto a un concesionario de vehículos en Mocloa o al del colegio Retamar, en Pozuelo de Alarcón.

Pero su suerte acabó ayer cuando fue localizado en el Alto de San Isidro, en el distrito de Carabanchel, a toda velocidad. Tras una persecución de película en la que 'El Choped' embistió varios vehículos policiales, el alucinero fue capturado y puesto a disposición judicial.

Fotos

Vídeos