La alternativa entre el bucle soberanista y el 155

Iglesias, Domènech y Colau, ayer cerraron la campaña en Santa Coloma de Gramanet. :: A. G. / efe/
Iglesias, Domènech y Colau, ayer cerraron la campaña en Santa Coloma de Gramanet. :: A. G. / efe

R. C. BARCELONA.

Ada Colau, Pablo Iglesias y Xavier Domènech. Como no podía ser de otra forma la coalición formada por los comunes y Podemos subió al escenario a sus tres pesos pesados en el mitin de cierre de campaña. Y lo hizo en un feudo del PSC: Santa Coloma de Gramanet, donde gobierna la socialista Nuria Parlón.

Colau y, en menor medida, Doménech hablaron de recuperar el diálogo, de acabar con la idea de que existen dos bloques y reconstruir los puentes entre esas dos cataluñas, la independentista y la constitucionalista. La llave para conseguir estos objetivos la tiene Domènech, «el único capaz de unir a unos» y otros, defendieron. «Hay solo dos posibilidades», dijo el candidato a la Generalitat. «O una victoria de los comunes o el bucle que traería consigo Puigdemont», al que Domènech se refirió en todo momento en detrimento de Esquerra.

Iglesias fue el encargado de repartir a un lado. Primero a los independentistas, con los que aventuró una eterna discusión sobre quien deberá ser presidente. «¿Y después que, darán otro plazo de 18 meses? ¿Van a prometer esta vez el apoyo de Israel?», se preguntó. El líder de Podemos apuntó a renglón seguido a la derecha que, dijo, «quiere aplicar el 155 por toda España», y al PSC por alinearse con PP y Ciudadanos. Iglesias también atacó a Felipe VI. «No es infrecuente que los borbones intervengan en política, pero por lo menos el padre de éste era más discreto», afirmó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos