Diario Sur

«Es como poner al lobo a cuidar el gallinero»

El nombramiento de Jorge Fernández Díaz al frente de una comisión del Congreso no fue el único que se vio envuelto ayer en la polémica partidista. La tensión también se palpó en la Comisión Mixta de Control Parlamentario de la Corporación RTVE, en la que fue elegido presidente el popular Emilio del Río.

En esta votación PSOE y Ciudadanos sí se ajustaron al pacto suscrito para el reparto de los cargos del Congreso. No lo hizo sin embargo Unidos Podemos, que presentó la candidatura alternativa de su diputada Noelia Vera. Del Río se impuso por 30 frente a los 5 de Vera. No obstante, no pudo eludir las críticas que le llovieron desde el partido que dirige Pablo Iglesias. Sara Carreño, diputada por La Rioja de Unidos Podemos, denunció que el nuevo presidente de la comisión tiene abierta una investigación en el Parlamento riojano por supuestamente destinar siete millones de euros a medios de comunicación con fines partidistas. Antes de ser elegido para ocupar un escaño en el Congreso, Del Río dirigió la Consejería de Presidencia del Gobierno de La Rioja entre 2003 y 2015.

Carreño definió al presidente de la comisión que debe velar por el funcionamiento de la televisión y radio pública como «un ministro de propaganda del PP» y criticó que su labor en el Gobierno riojano haya sido premiada con este cargo. La diputada lamentó que PSOE y Ciudadanos, partidos que han apoyado la apertura de la comisión de investigación en el parlamento regional, hayan avalado ahora en Madrid este nombramiento.

Por su parte, Vera denunció que la elección del exconsejero autonómico equivale a «poner al lobo a vigilar el gallinero». Según crítico la representante de Unidos Podemos por Cádiz, no resulta ético elegir para esta comisión a una persona que está siendo investigada por sus malas prácticas.