Diario Sur

Los guardias de Alsasua tendrán que identificar a sus agresores en una rueda de reconocimiento

  • En la diligencia participarán los diez sospechosos que ya están encarcelados o a disposición de la justicia

MADRID. La juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela quiere que los guardias civiles agredidos en localidad navarra de Alsasua identifiquen en sede judicial a las personas que supuestamente participaron en la paliza multitudinaria que sufrieron la madrugada del pasado 15 de octubre. Según han informado fuentes judiciales, la magistrada tiene previsto realizar mañana una rueda de reconocimiento para confirmar que las seis personas que el lunes envió a prisión acusadas de lesiones de carácter terrorista; las dos jóvenes a las que dejó en libertad con cargos; y los dos individuos que se personaron voluntariamente en la Audiencia Nacional tomaron parte activa en la agresión del teniente, el sargento y de sus novias.

Todos los detenidos, según la Guardia Civil, son miembros del denominado colectivo 'Ospa' que exige la salida de Navarra y el País Vasco de las fuerzas de seguridad del Estado y de las Fuerzas Armadas.

Según explicó Lamela en el auto de encarcelamiento, esta plataforma organiza «acciones de protesta, presión y hostigamiento contra los miembros» de estos colectivos y sus familias, «buscando provocarles una sensación de continuo miedo e inseguridad e impidiéndoles realizar una vida en condiciones de normalidad».

La presidenta del Gobierno navarro, Uxue Barkos, estimó «innecesaria» la detención de los acusados porque se les podría haber llamado a declarar ante el juez sin detenciones. El portavoz del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, consideró a su vez «sorprendente» que después de que el anterior ministro del Interior y la Guardia Civil hablaran de un delito de «odio», la Audiencia Nacional investigue ahora los hechos como un delito terrorista.