Diario Sur

A prisión la mujer que denunció que su expareja le echó pegamento en la vagina

La mujer detenida
La mujer detenida / EFE
  • Tras reconocer que su denuncia era falsa y que simuló tanto el secuestro como las agresiones de las que acusaba a su expareja el juzgado ha dictado prisión provisional sin fianza

El titular del Juzgado de Intrucción número 5 de Ponferrada ha decretado este jueves el ingreso en prisión de Vanesa G.G., la mujer acusada de simular el secuestro y la agresión por parte de su expareja.

La decisión se toma, según ha advertido la nueva letrada de la ahora imputada, ante el temor a que se pudiera destruir algún tipo de prueba y para preservar por lo tanto el desarrollo de la investigación en este caso.

El mismo juez deja en libertad al cómplice de la mujer de Fabero quien, precisamente, confesó que había colaborado para crear la 'trama' que pretendía llevar a la cárcel a la expareja de la ahora detenida.

La nueva abogada de la mujer, Azucena Librán, ha remarcado a las puertas del Juzgado que su defendida ha reconocido «parcialmente» los hechos y ha advertido que se encuentra «asustada» y «arrepentida».

Vanesa G.G. está acusada de los delitos de denuncia falsa, simulación de delito y abandono de familia. El magistrado ha declarado el secreto de las actuaciones.

«Está arrepentida»

La letrada Azucena Librán ha asegurado que la investigación sigue adelante y que «es muy pronto» para valorar la situación a la espera del escrito de acusación.

Igualmente, la representante legal de Vanesa G.G. -que toma la representación por turno de oficio-, se ha mostrado partidaria de que la prisión dure «lo menos posible». «Vamos a intentar que ese tiempo sea el menor posible pero no podemos saber exactamente la duración de ese tiempo de prisión», también ha remarcado.

Además ha advertido que durante la declaración la mujer de Fabero ha reconocido «parcialmente los hechos». «Ella está arrepentida. Ha estado en los calabozos, está asustada y sabe a lo que se enfrenta», señaló.

«El motivo principal que alega es que tenía miedo y que quería de alguna manera defenderse de lo que pudiera pasarle al salir Iván de prisión. Ese miedo es lo que ha alegado», también ha remarcado a su salida del Juzgado.