Diario Sur

Morenés no pone fecha para la retirada de las tropas españolas de Líbano

  • Se cumplen diez años de la misión militar en la zona en la que han participado 24.000 soldados y en la que han muerto 14 uniformados

marjayoun. «Sin novedad en la Base Miguel de Cervantes». Este fue el parte de novedades que recibió ayer el ministro de Defensa, Pedro Morenés, a su llegada a la misión militar en la zona desmilitarizada cercana a los Altos del Golán entre Líbano e Israel. El 15 de septiembre de 2006 desembarcó el primer contingente español en la playa mediterránea de Tiro, desde entonces hasta 25 relevos de tropas se han sucedido en este enclave de Oriente Próximo dentro de la misión UNIFIL de Naciones Unidas. El teatro de operaciones es una zona desmilitarizada próxima a la llamada línea azul que separa a Israel de su vecino del norte.

En esta década se han desplegado en las sucesivas oleadas 23.679 hombres y mujeres del Ejército y de Infantería de Marina. La gran mayoría regresó a España sin mayor problema, pero 14 lo hicieron en un féretro. Seis perdieron la vida en un atentado contra una vehículo blindado en junio de 2007, el cabo Francisco Javier Soria murió alcanzado por un error de la artillería israelí en enero de 2015, otros tres cascos azules españoles fallecieron en accidente y cuatro, por causas naturales. Los 14 fueron homenajeados hoy en el acto conmemorativo del décimo aniversario. Morenés presidió en el cuartel general español en Marjayoun la ceremonia junto al general de brigada jefe de la BRILIB XXV, Alfredo Pérez de Aguado, a los que acompañaron responsables de las fuerzas internacionales desplegadas en la zona, del Gobierno libanés y autoridades locales. El ministro manifestó que la misión es una apuesta por «la paz y la estabilidad» en la región, en la que «estamos involucrados muchísimos países y entre ellos, de manera ejemplar, España».

Después de diez años sobre el terreno, Morenés no puso fecha de salida. «Vamos a estar aquí -dijo- hasta que tengamos la feaciencia de que lo que aquí estamos haciendo está consolidado y no puede haber otra vez una situación tan violenta como la que dio lugar a la resolución de Naciones Unidas» por la que se creó la misión. El titular de Defensa descartó además que un cambio de Gobierno en España pueda suponer la retirada de la misión porque en su día se aprobó «con el consenso de todas las fuerzas políticas». El ministro señaló que de acuerdo a los informes de seguridad «tanto la parte libanesa como la israelí están contentos con esta presencia y la consideran necesaria y eso es una garantía de la estabilidad. Por lo tanto vamos a seguir».

Estado Islámico

No se olvidó Morenés de la amenaza terrorista del autodenominado Estado Islámico, que aunque no está presente en Líbano, si lo está, y con gran presencia y control territorial, en la vecina Siria. Advirtió que «cualquier país en estos momentos puede tener células que pueden atacar a naciones en Europa. Cualquier país esta amenazado por el terrorismo yihadista. El enemigo es el terrorismo y es lo que hay que combatir entre todos, independientemente de políticas y de creencias».

La BRILIB XXV se encuentra integrada en la actualidad por efectivos de la Brigada Paracaidista con base en Paracuellos del Jarama (Madrid). La unidad llegó el pasado mayo y será relevada en noviembre próximo por tropas de la Brigada Mecanizada Córdoba con base en Cerro Muriano.