Diario Sur

Iglesias y Sánchez conversan en los pasillos del Congreso. :: j. c. h. / efe
Iglesias y Sánchez conversan en los pasillos del Congreso. :: j. c. h. / efe

Sánchez e Iglesias retoman el diálogo en busca de un acuerdo de Gobierno

  • El PSOE solicita una nueva conversación entre sus líderes que Podemos quiere que sea «un contacto sustantivo»

madrid. Pedro Sánchez no da el paso de postularse a la Presidencia del Gobierno pero tampoco se da por vencido ante la perspectiva de unas terceras elecciones. Según desveló ayer Pablo Echenique, desde el PSOE se ha comunicado informalmente a Podemos el interés del líder socialista por retomar el diálogo con Pablo Iglesias a lo largo de esta semana. Aunque el secretario de Organización no confirmó si esta nueva toma de contacto será una reunión presencial o se limitará a una conversación telefónica, sí se aventuró a afirmar que se tratará de «un contacto sustantivo».

De confirmarse finalmente la conversación, Iglesias sería el único líder político con el que Sánchez ha contactado en dos ocasiones desde la fallida investidura de Mariano Rajoy. Los líderes de PSOE y Podemos ya mantuvieron una charla telefónica el pasado martes. Ambos coincidieron en la necesidad de encontrar una salida al bloqueo político y evitar un nuevo Gobierno de Mariano Rajoy. No obstante, difieren en la solución al problema. Mientras Sánchez apuesta por un acuerdo de Gobierno entre PSOE, Unidos Podemos y Ciudadanos, Iglesias solo contempla un bipartito que saque adelante la investidura con la abstención del partido de Albert Rivera o el voto afirmativo de PNV y los independentistas catalanes.

Además de con Iglesias, Sánchez conversó la semana pasada con Rajoy por teléfono, y en persona con Alberto Garzón y el portavoz del Partit Demòcrata Català, Francesc Homs. El número que no ha marcado todavía es el de Albert Rivera, según confirmó ayer el número dos de Ciudadanos, José Manuel Villegas. Rivera, que no oculta su malestar por no haber recibido esa llamada, se mostró el pasado fin de semana muy crítico con Sánchez por haber dedicado apenas diez minutos a Rajoy por la media hora que estuvo reunido con Homs. Ayer el presidente de Ciudadanos pidió al líder socialista que recapacite y se siente a negociar con el PP.

Peligra la economía

Mientras el secretario general del PSOE juega sus cartas para evitar un nuevo gobierno de Rajoy, el presidente en funciones insiste en señalar al líder socialista como único culpable de que aún no se haya podido formar Gobierno. «El bloqueo está provocado por Sánchez; ni hace ni deja hacer», resumió el presidente en funciones. «Pero todo esto no es gratis», añadió. «El no Gobierno tiene un coste» que hay que cargar, según Rajoy, a la cuenta del secretario general del PSOE por su persistencia en negar el apoyo a su investidura. Esta situación, pronosticó el presidente en funciones, acabará por afectar a la economía porque si bien este año los indicadores son positivos, en el próximo habrá que asumir el coste de no tener Presupuestos, entre ellos, que 14 millones de personas que cobran sueldos (los funcionarios) o prestaciones (los pensionistas) no ven actualizadas sus retribuciones.

Rajoy no reveló cuáles serán sus siguientes pasos aunque insistió en que él ganó las elecciones mientras que Sánchez no tiene alternativa ni con Podemos ni con Ciudadanos ni con los independentistas.