Diario Sur

Puigdemont planteará este mes una propuesta de referéndum en Cataluña

vídeo

Carles Puigdemont en los actos conmemorativos de la Diada. / Martín Benet | Vídeo: EP

  • El presidente de la Generalitat afirma que "de momento" lo que prevé la vigente hoja de ruta es celebrar unas "elecciones constituyentes" en 2017

  • Colau pide la "dimisión inmediata" de Margallo porque con sus palabras "mezcla" terrorismo y derecho a decidir

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha avanzado este domingo que aprovechará su intervención en el debate de la cuestión de confianza del 28 de septiembre en el Parlament para plantear al Estado una propuesta de referéndum en Cataluña.

En una rueda de prensa con corresponsales extranjeros en el Palau de la Generalitat, Puigdemont ha explicado que la idea de hacer un referéndum sobre la independencia en los próximos meses se está "estudiando", pero "de momento" lo que prevé la vigente hoja de ruta del Govern es celebrar unas "elecciones constituyentes" en 2017.

Pese a que el Gobierno central y las Cortes han rechazado en reiteradas ocasiones en los últimos años las peticiones catalanas para poder celebrar un referéndum con todas las garantías legales, Puigdemont ha asegurado que no tira aún la toalla: "Voy a insistir el día 28 en hacer una propuesta en este sentido a la política española".

"Si hay posibilidades de utilizar el referéndum como mecanismo eficaz y seguro para que la gente decida, claro que no está descartado", ha apuntado Puigdemont, que el día 28 se someterá a una cuestión de confianza, para la que ya se ha garantizado el apoyo de Junts pel Sí y la CUP, los dos grupos independentistas de la cámara.

En todo caso, ha recalcado que, si no hay acuerdo con el Estado para celebrar un referéndum, la "fórmula" prevista es convocar unas elecciones constituyentes, que serían un "verdadero plebiscito de validación" del proceso independentista.

Colau pide la dimisión de Margallo

Ada Colau con la Guardia Urbana en la ofrenda.

Ada Colau con la Guardia Urbana en la ofrenda. / M. Benet

La alcaldesa de Barcelona y líder de Barcelona En Comú, Ada Colau, ha pedido este domingo la "dimisión inmediata" del ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, porque entiende que "mezcla" terrorismo y el derecho a decidir, en un gesto que no es "inocente ni casual" y sí "reprobable" y "lamentable".

Colau ha liderado la ofrenda floral del Ayuntamiento de Barcelona ante el monumento a Rafael Casanova con motivo de la Diada de Cataluña, junto al resto de representantes del consistorio, excepto los ediles de Ciudadanos y del PP, que critican estos actos por independentistas.

El ministro de Asuntos Exteriores en funciones, José Manuel García-Margallo, advirtió ayer en un acto político en San Sebastián de que el "desafío soberanista" de Cataluña es el "más importante" que enfrenta España, ya que "de una crisis se sale, un ataque terrorista se supera, pero la disolución de España es absolutamente irreversible".

En declaraciones a los medios tras la ofrenda floral por la Diada, Colau ha afirmado: "Las declaraciones de ayer de Margallo no sólo son lamentables sino también absolutamente reprobables, y en cualquier país democrático del mundo significaría su dimisión inmediata".

"Me temo que esto no sea ni inocente ni casual porque el Gobierno del PP lleva muchos años generando crispación", ha apuntado Colau, quien ha remarcado que las afirmaciones de ayer de Margallo son "absolutamente antidemocráticas y demuestran una falta de ética intentando mezclar el terrorismo con una reivindicación de democrática como es el derecho a decidir" de los catalanes.

Por contra, Ada Colau cree que desde Cataluña "saldremos pacíficamente pero también con un carácter reivindicativo", por lo que ha pedido una "Diada masiva, democrática, de derechos y de libertades, desde la pluralidad y diversidad política".

"Estas movilizaciones masivas en la Diada son más necesarias que nunca para reivindicar lo obvio, que es la democracia y la diversidad de opiniones ante la situación de bloqueo absoluto del Gobierno del PP", ha abundado la alcaldesa barcelonesa.

Forcadell llama a defender las instituciones

La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, ha hecho este domingo un llamamiento a salir esta tarde a la calle, con motivo de la Diada del 11 de septiembre, para "defender" las instituciones catalanas y la libertad de expresión.

Forcadell se encuentra a la espera de saber si el Tribunal Constitucional la sanciona o no por haber permitido que el pleno del Parlamento catalán aprobara las conclusiones del proceso constituyente, que abren la puerta a una vía unilateral hacia la independencia.

Forcadell ha recalcado que, aunque la Diada conmemora la "lucha de los catalanes" que defendieron la ciudad de Barcelona frente a las tropas borbónicas en 1714, "lo que nos mueve masivamente es el anhelo de un futuro mejor".

Rivera, una Diada «para todos»

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha defendido este domingo la necesidad de un Día de Cataluña para "todos los catalanes" y ha abogado por "poner sobre la mesa" lo que los "une" y no lo que los "divide".

A continuación, ha cargado contra quienes "quieren dividir en bandos y en territorios". "La solución a los problemas de Galicia no es dividir a los gallegos ni dejar de ser españoles y europeos", ha defendido Rivera. A este respecto, ha cargado contra los partidos "localistas" y "regionalistas".

Albiol llama a «defender la democracia»

El coordinador general del PP en Cataluña, Xavier García Albiol, ha llamado a los partidos que no están a favor de la independencia a "defender la democracia porque las instituciones catalanas la han puesto en riesgo", en el acto que ha celebrado el PP de Cataluña este domingo con motivo de la Diada de Cataluña.

"Frente al radicalismo del independentismo la única respuesta son ideas claras", ha dicho, y ha acusado al Govern de desconectar de sus responsabilidades y de dividir y separar a la sociedad catalana en función de su apoyo o no al proceso soberanista.

Albiol ha apostado por una Cataluña fuerte dentro de España y ha advertido de que "cuando en base a un ideario se toman decisiones que no respetan el estado de derecho se pone en riesgo la democracia" y ha asegurado que es la situación que se vive en Cataluña.