Diario Sur

«Al límite de la legalidad»

Dos guardias civiles, durante las tareas de rastreo. ::  efe
Dos guardias civiles, durante las tareas de rastreo. :: efe

Las antenas de telefonía y la pista del coche no son las únicas con las que cuentan los servicios de Policía Judicial del instituto armado. Los investigadores tienen otro as en la manga para intentar resolver este asunto, pero del que tampoco quieren decir palabra. Ellos -admiten- sí que saben la identidad de ese círculo de amigos de Diana que vivía «al límite de la legalidad» y del que habló el padre de la desaparecida, Juan Carlos Quer.

«Hay seguimientos, muchos» se señalan desde la Guardia Civil, que en los últimos días ha ampliado las pesquisas a varios círculos de personas de «fuera de Galicia».

Los investigadores están convencidos de que Diana sí que conocía previamente a la persona o personas con la que subió al misterioso coche. Su activa vida en las redes sociales es otra de las fuentes de la que están 'bebiendo' los expertos, según desvela uno de ellos.