Diario Sur

El juez acusa a la abogada Negrete de extorsionar al BBVA junto a Pineda

Virginia López-Negrete durante una sesión del juicio del 'caso Nóos' en Palma de Mallorca. :: Cati ladera / EFE
Virginia López-Negrete durante una sesión del juicio del 'caso Nóos' en Palma de Mallorca. :: Cati ladera / EFE
  • La letrada de Manos Limpias en el 'caso Nóos' declarará como investigada por la causa contra Ausbanc

madrid. La abogada Virginia López-Negrete, cuya popularidad se elevó tras ejercer la acusación que permitió juzgar a la infanta Cristina por el 'caso Nóos', colgará la toga el próximo 27 de septiembre para declarar como investigada en la Audiencia Nacional. Su presunta implicación en la causa que investiga la trama de extorsión formada por el binomio Ausbanc-Manos Limpias, sindicato para el que ella trabajaba, llega después de que el juez Santiago Pedraz considerase ayer que López-Negrete tuvo un papel activo en el funcionamiento de la red corrupta. La decisión del magistrado se apoya en dos informes policiales y en el criterio favorable de la Fiscalía para tomarle declaración.

Uno de los informes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía, responsable de las pesquisas, describe las actividades de López-Negrete tras analizar los efectos intervenidos en el registro de la sede de Manos Limpias y el domicilio de Miguel Bernad, el secretario general del sindicato, que está en prisión preventiva tras su detención en abril.

El citado documento señala que López-Negrete «desarrolla o ha desarrollado un importante papel dentro de Manos Limpias, donde tenía un auténtico poder de decisión», a la par que se presentaba como directora de los servicios jurídicos, lo que le permitía recibir documentación de las denuncias presentadas por el sindicato para su análisis.

En el segundo de los informes de la UDEF se explica la actuación «concertada y coordinada» de la abogada junto con Luis Pineda, presidente de Ausbanc también en prisión preventiva, en determinados asuntos, «destacándose la estrategia conjunta llevada a cabo por ambos en la Junta General de accionistas de la entidad BBVA y, fundamentalmente, la desempeñada en el asunto relativo la búsqueda de la imputación de Antonio Ballabriga (jefe de Reputación Corporativa de BBVA) en el 'caso Noos'». Según el juez, López-Negrete llegó a instar a Pineda a que redactase fragmentos de algunos escritos que fueron presentados por Manos Limpias ante el juez José Castro, instructor de 'Nóos'.

«Uso personal»

De acuerdo con los informes de la UDEF, se infiere, según Pedraz, «el uso personal por parte de Virginia López-Negrete de su condición de letrada de la acusación popular ejercida por Manos Limpias en el denominado 'caso Nóos', solicitando determinadas imputaciones para utilizar ese circunstancia en su beneficio en otro asuntos de índole particular, tal y como se observa en el caso de Antonio Ballabriga».

De igual manera se constata, según el juez, la actuación la abogada para obtener información de un investigado en el 'caso Nóos' con el fin de perjudicar al BBVA y a varios de sus cargos. Esa información se la cedió a Ausbanc, que, a su vez, la empleó para publicar una noticia negativa contra la citada entidad.

Precisamente, desde que el juez admitió la personación del BBVA en julio pasado la entidad puso a López-Negrete en el punto de mira. Consideran que la letrada trató por dos veces que el juez Castro imputase a Ballabriga «para luego extorsionar al banco», según declaró un testigo vinculado a Ausbanc ante la UDEF. Pero la abogada negó los hechos y justificó que era accionista del banco.