Subaru XV, seguro, fiable y deportivo 'crossover'

El nuevo SUV compacto de Subaru ofrece un renovado aspecto con cierto aire deportivo. :: subaru
/
El nuevo SUV compacto de Subaru ofrece un renovado aspecto con cierto aire deportivo. :: subaru

La tracción integral permanente y simétrica es uno de sus principales alicientes

GABRIEL GARCÍA MÁLAGA.

El modelo XV apareció en los mercados en 2012 y recibió una renovación en 2016. Ahora acaba de ponerse a la venta la segunda generación de este SUV polivalente, definido como un 'crossover' compacto, modelo que ya gozaba de una gran aceptación por su versatilidad, y al que sus 22 cm de altura libre al suelo le permiten circular por todos los caminos.

Pero, además, el XV mantiene un mejorado sistema de tracción permanente a las cuatro ruedas, que se aplica de modo simétrico, lo que incide en un aumento de la seguridad y dinamismo en la conducción. Con 4,46 metros de largo y una batalla de 2,66, dotado de una plataforma modular que elimina todo tipo de vibraciones, y un chasis casi el doble de rígido, este compacto, dirigido a la gente con espíritu joven, está llamado a ser el 'top' del segmento.

También, además de presentar un diseño más refinado sin perder detalles propios como la parrilla hexagonal, el XV aporta avances en seguridad como el EyeSight, que emplea dos cámaras con sensores montadas a ambos lados del retrovisor, que controla preventivamente y aporta soluciones como la frenada precolisión o el desvío de carril.

Si hay ahora nueve colores disponibles para la carrocería, en el interior también se ofrece a los usuarios una gran renovación. Paneles de puertas y manecillas tienen un diseño nuevo, además de una mejora en los materiales, y altavoces y rejillas también rediseñados al igual que los asientos.

La consola es más ancha y destaca la pantalla multifunción de 8 pulgadas. El salpicadero, de nuevos materiales, ofrece un marco plateado para el cuadro de mandos, y también las rejillas y la base de la palanca de cambios. El volante multifunción va forrado en cuero y la instrumentación es de fácil lectura, con dos relojes clásicos de agujas y en medio una pantalla que ofrece numerosa información.

Entre los asientos hay una consola central que ha mejorado en funcionalidad y comodidad, al tiempo que los materiales empleados son de mayor calidad. Hay una bandeja central portaobjetos y un espacio para los smartphones, así como posavasos. Igualmente hay espacios propios para conexión USB y auxiliar y toma de corriente de 12 V. Con rueda de repuesto normal, la capacidad de carga del maletero va desde los 310 a los 765 litros. Los asientos traseros se abaten en 60/40.

Motores

La firma japonesa ofrece ahora el nuevo XV con dos motorizaciones, ambas de gasolina. Con bloques de cuatro cilindros en configuración bóxer longitudinal, el de acceso es un 1.6 litros, que ofrece 114 caballos de potencia, con un par máximo de 150 Nm y al que la marca adjudica un consumo medio de 6,4 litros y unas emisiones de 145 gramos.

El segundo propulsor ofrecido es un 2.0 litros que rinde ahora 154 caballos, siendo el par motor de 196 Nm, con un consumo medio anunciado de 6,9 litros a los 100 y unas emisiones de 155 gramos/Km.

Ambas mecánicas llevan asociado el sistema de cambio por variador continuo CVT LinearTronic en una nueva planificación de sus relaciones, que en la versión 2.0 son siete y en la otra seis. El modelo más alto incorpora también levas en el volante. Se han mejorado la aceleración y la recuperación, y se ha reducido la capacidad del depósito de aceite para que alcance antes la temperatura.

El XV utiliza la nueva plataforma modular de la marca, que será empleada en otros modelos, que, entre otros avances, sitúa el centro de gravedad más bajo. Los sistemas X Mode y Active Torque Vectoring son otras innovaciones que mejoran la conducción en seguridad y confort, también los sensores de lluvia y luces, que le sitúan en primer nivel.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos