El PP rechaza acusaciones y destaca la normalidad democrática de la iniciativa

Comparecencia ayer de Kika Caracuel.
Comparecencia ayer de Kika Caracuel. / Josele-Lanza -

Caracuel acusa de hipócritas a PSOEe Izquierda Unida por asegurar que sólo ellos defienden los intereses generales

Héctor Barbotta
HÉCTOR BARBOTTAMarbella

La concejala del Partido Popular Kika Caracuel respondió ayer a las acusaciones lanzadas desde el PSOE e Izquierda Unida en relación a supuestos intereses ocultos detrás de la moción de censura. «Nos sentimos profundaente indignados, porque no hay razón ni justificación, y no hay derecho a insultar a una formación política que tiene acreditado durante muchos años su trabajo por Marbella».

Más noticias

La edil recordó la trayectoria del PP de Marbella desde los años de oposición al GIL y la moción de censura del verano de 2003. «Nos quedamos solos ante aquella moción de censura en la que todos los grupos menos nosotros participaron», dijo antes de referirse al PSOE como uno de los partidos que participó de esa operación. «Es el partido que acompañó al GIL en la moción de censura de 2003, donde nos quedamos completamente solos los concejales del PP. ¿Se les ha olvidado que tienen todavía concejales socialistas en prisión por el ‘caso Malaya’?», se preguntó. También arremetió contra Izquierda Unida, formación a la que recordó la reciente condena contra el exalcalde de Casares Juan Sánchez. «¿Cómo se atreven a hablar de mafia los señores de Izquierda Unida cuando a muy pocos kilómetros de Marbella tienen a un alcalde condenado a más de ocho años prisión por corrupción con la mafia rusa?», dijo.

Rechazó en ese sentido las acusaciones a su juicio hipócritas lanzadas el pasado sábado contra su partido por parte del alcalde, José Bernal, y del portavoz de IU, Miguel Díaz. «Parece que cuando gobiernan ellos lo hacen desde los intereses generales y cuando gobierna el PP lo hace desde intereses particulares, oscuros y espúreos, les falla la memoria», dijo.

Legalidad

La concejala popular recordó que su partido ganó las elecciones de 2015 y calificó de hipócrita que se considere legítimo que cuatro partidos se unan para evitar que gobierne y se acuse de maniobra espúrea una moción que permitirá que lo haga. «Una moción de censura entra en la más estricta normalidad y legalidad democráticas», afirmó.

Caracuel aseguró que cuando se formó el actual gobierno tripartito no hubo comentarios peyorativos por parte de su formación y aseguró que tan legítimo fue el pacto que permitió a Bernal llegar a la Alcaldía hace dos años como el que alcanzaron ahora el PP y OSP para forzar un cambio en el Ayuntamiento.

La portavoz popular sí recordó que al llegarse a aquel pacto de investidura el PP advirtió de que el gobierno que se formaría sería frágil y poco estable. «El tiempo nos ha dado la razón», dijo.

Fotos

Vídeos