Stop a los rumores en Casares

Los 'Agentes Anti-rumores' combatirán la difusión de prejuicios. /Charo Márquez
Los 'Agentes Anti-rumores' combatirán la difusión de prejuicios. / Charo Márquez

El Ayuntamiento inicia la campaña para mejorar la convivencia en el municipio La ONG Málaga Acoge formará a funcionarios y vecinos y los dotará de herramientas para desmontar los prejuicios más extendidos

Charo Márquez
CHARO MÁRQUEZ

Casares puede convertirse en el primer municipio andaluz con el título 'Espacio Libre de Rumores'. Para ello inicia una nueva etapa de la mano de la ONG Málaga Acoge y su programa 'Stop Rumores'. Esto no significa que ya no se pueda cotillear en Casares, ni que vaya a estar prohibido charlar sobre la novia nueva del hijo del que vive al final de la calle.

A través de este acuerdo se llevarán a cabo acciones formativas con la plantilla municipal y la población en general para desmontar los rumores más extendidos, sobre todo relacionados con la población migrante. Entre ellos, que los inmigrantes saturan los servicios sanitarios; que reciben más subvenciones que los españoles; que nos quitan el trabajo o que los chinos no pagan impuestos.

1Los inmigrantes saturan los servicios sanitarios y abusan de la atención primaria y las urgencias
La verdad es que las personas inmigrantes consultan un 7% menos al médico de cabecera que las españolas.
2La población extranjera recibe más ayudas públicas que las española
El 90,9% de los usuarios de los servicios sociales en Andalucía son nacionales a fecha de diciembre de 2016, mientras que el 9,1% es extranjera.
3Los chinos no pagan impuestos
Existe un convenio entre China y España para evitar la doble imposición, pero dicho convenio también está firmado con otros 70 países de todo el mundo. .
4Las tiendas de los chinos abren cuando quieren y no respetan los horarios
En Andalucía, cualquier comercio puede abrir un máximo de 90 horas a la semana en día laborable (15 horas al día de media) y 10 festivos al año.
5Nos quita el trabajo De los más de 18,5 millones de personas que trabajan en España, sólo 1 de cada 10 es extranjera.

Para ello, los técnicos de Málaga Acoge dotarán a los funcionarios y a los vecinos que participen en los talleres de las herramientas necesarias para actuar como 'Agentes Anti-rumor' en sus espacios más cercanos.

La concejala de Educación y Bienestar Social, Rocío Ruiz, ha explicado que con este proyecto «se persigue construir una sociedad con una convivencia más feliz, en la que todo el mundo tenga cabida y sobre todo, aprender a contrastar las informaciones que nos llegan para poder detectar los rumores que sólo sirven para dañar la convivencia».

Ángel Galán, técnico de sensibilización de Málaga Acoge, será uno de los responsables de impartir charlas y acciones formativas. Aclara que difundir rumores «no hace que seamos racistas, pero atenta contra la convivencia».

Galán advierte de que aunque los rumores más extendidos afectan a la población inmigrante, hay otros específicos de cada municipio. En el caso de Casares, ya han identificado la existencia de prejuicios dependiendo del núcleo poblacional en el que se resida. Casares cuenta con tres núcleos: Pueblo, Costa y Secadero y cada uno de ellos carga con algún prejuicio. También hay rumores entre la población extranjera, por ejemplo la británica, respecto a los locales. Como que los británicos jubilados están manteniendo con sus pensiones a los andaluces que son unos flojos. «Siempre se trata de falta de comunicación entre los colectivos implicados», señala el técnico.

¿Cómo se combaten estos rumores?. Ángel Galán explica que los funcionarios aprenderán en estos talleres que nunca hay que confrontar; que hay que hacer preguntas a la persona que está difundiendo el rumor; hay que escucharla con interés, contestarle con argumentos cortos, no tener en cuenta los insultos que la otra persona pueda dirigirles durante la conversación o no enrocarse en una idea. «Cuando estamos en una discusión, es muy raro que una de las partes reconozca que se ha equivocado. Por eso no debemos pretender convencerles de que no llevan la razón, bastará con que se cuestione a si mismo si tiene razón», apunta el técnico, que revela que lo más importante es contar con los datos concretos para derribar las falacias en las que se basan los rumores.

Los técnicos realizarán posteriormente un seguimiento de las acciones para comprobar si ha habido una transformación mínima y si los 'Agentes Anti-rumor' han combatido con eficacia a este enemigo de la convivencia. «Casares se apunta a un bombardeo y seguro que consigue este título de espacio libre de rumores», concluye Galán.

Temas

Casares

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos