Los sindicatos critican la utilidad de la unidad de paramotor de la Policía Local

Uno de los agentes con el paromotor. :: josele-lanza
Uno de los agentes con el paromotor. :: josele-lanza

El grupo sindical andaluz independiente de la Policía cree que las misiones de los agentes en paramotor podrían hacerse vía satélite o con un dron

P. COLLANTES MARBELLA.

EL Ayuntamiento anunciaba a comienzos de semana la primera unidad policial en paramotor de España. Lo hacía después de que SUR ya adelantase el pasado 19 de julio los trámites para compatibilizar el vuelo de estos aparatos en el cuerpo de la Policía Local de Marbella. La nueva herramienta, que ya tiene vía libre para el despegue, está conformada por dos paramotores pilotados por dos agentes en posesión de la titulación correspondientes y está lista para estar operativa a partir del mes próximo.

Sin embargo, no todos los agentes ven con buenos ojos la implantación de este servicio. El Sindicato Independiente de Policía de Andalucía cuestionó ayer en un escrito «la utilidad de esta unidad que no convence a muchos profesionales de la seguridad».

De este modo, el sindicato explica que las misiones que se le pueden encomendar a estos agentes, «las podría desempeñar fácilmente un satélite, un dron, o los policías que patrullan a diario en el municipio». En el escrito, destacan también lo llamativo de que hayan sido los propios agentes los que hayan cedido al Ayuntamiento los motores. «Es tan raro como poner un coche particular o alguna de nuestras motos a disposición de la Jefatura para patrullar la ciudad», explican.

Sin embargo, esta no es la única crítica que el sindicato hace al Consistorio marbellí. En el escrito, exigen la puesta en marcha definitiva del nuevo plan de comunicación de la Policía Local, anunciado de nuevo hace apenas dos días. «A fecha de hoy ni lo han instalado ni se nos ha comunicado cuándo lo harán. El que tenemos actualmente está cada vez más deteriorado y ya se están dando, cada vez con más frecuencia, actuaciones peligrosas en las que los agentes no pueden comunicarse con sus propios compañeros ni con ninguno de sus superiores».

Ante estos hechos, el sindicato exige al gobierno municipal que deje de anunciar una y otra vez la medida y que no utilice los proyectos de la Policía Local como una «arma política» para enfrentarse con la oposición.

Por último, en relación a la subida del 1% de los sueldos municipales, el sindicato advierte de que la medida «estaba ya aprobada por el Congreso de los Diputados». «Lo que el Ayuntamiento debe hacer es pagar los cientos de sentencias judiciales por reclamaciones de muchos funcionarios», concluye el mismo escrito.

Fotos

Vídeos