Una sentencia anula el cambio de estatutos y pone en duda la continuidad del PP al frente de la Mancomunidad

Sesión del 22 de septiembre de 2014 en la que se aprobaron los nuevos estatutos. :: josele-lanza

La resolución judicial, contra la que cabe recurso, anula el cambio de estatutos que dio más representación a los municipios con más población

HÉCTOR BARBOTTA MARBELLA.

Una sentencia judicial puede cambiar la correlación de fuerzas en la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol, donde el PP gobierna con una cómoda mayoría absoluta. La Sala de lo Contencioso Administrativo de Málaga ha dado la razón a cuatro de los ayuntamientos integrados en ese órgano contra el cambio de estatutos que acabó con la representación paritaria e impuso una presencia en la comisión gestora proporcional al número de habitantes de cada municipio.

El acuerdo ahora anulado fue adoptado por la gestora de la Mancomunidad en septiembre de 2014, ocho meses antes de las elecciones municipales que modificaron el mapa político de la Costa del Sol. Hasta ese momento, cada uno de los 11 municipios mancomunados tenía dos representantes en el organismo, el alcalde más un vocal elegido por el pleno del Ayuntamiento. La modificación -adoptada por la comisión gestora de la Mancomunidad- determinó que la representación sería en función del número de habitantes, en concreto uno por cada 25.000 aunque el primer tramo aportaría dos, por lo que los municipios con menos población aportaría ese mínimo. El cambio fue aprobado solamente con los votos del PP, que por entonces tenía mayoría absoluta en el organismo.

REP. ACTUAL

uBenahavís
Dos vocales, ambos del PP.
uBenalmádena
Dos del PP y dos del PSOE.
uCasares
Uno de IU y uno del PSOE.
uEstepona
Tres del PP y uno del PSOE.
uFuengirola
Cuatro del PP y uno del PSOE.
uIstán
Uno de IU y uno del PSOE.
uManilva
Uno del PSOE y uno de Compromiso Manilva.
uMarbella
Cuatro del PP, dos del PSOE y uno de OSP.
uMijas
Dos del PP, dos del PSOE y uno de Ciudadanos.
uOjén
Uno del PSOE y uno del PP.
uTorremolinos
Dos del PP, uno del PSOE y uno de Ciudadanos.

De 22 a 39 miembros

La sentencia es recurrible en casación y puede tener consecuencias políticas

Con ese reparto, tras las elecciones municipales de 2015 la gestora pasó de 22 miembros a 39 y el Partido Popular, pese a perder el gobierno en Marbella, Benalmádena, Torremolinos y Mijas conservó la mayoría en la Mancomunidad, al ser la fuerza política más votada en todos los grandes municipios.

Tras su aprobación, el acuerdo fue recurrido por los municipios de Casares, Ojén, Manilva e Istán, a los que la Sala de lo Contencioso Administrativo de Málaga ha dado la razón en una sentencia dictada el pasado 17 de julio y a la que ha tenido acceso este periódico. Sin entrar en el fondo del asunto, el tribunal ha considerado que la comisión gestora de la Mancomunidad no era el ámbito adecuado para adoptar esa decisión, que debió ser sometida a la aprobación de los plenos de todos los ayuntamientos que integran el organismo. La sentencia indica que con esa resolución se establecía un sistema de participación de los municipios completamente distinto al adoptado cuando los ayuntamientos decidieron mancomunarse por decisión de cada uno de sus plenos.

La sentencia, que sólo es recurrible en casación, puede tener trascendentes consecuencias políticas. Si la Mancomunidad decide no recurrir, la representación política volvería a ser de 22 miembros y cada uno de los 11 municipios deberían decidir en pleno quién acompaña a cada alcalde.

El Partido Popular actualmente cuenta con 20 representantes de un total de 39, por lo que tiene una ajustada mayoría absoluta que le ha permitido elegir a la presidenta del órgano, Margarita del Cid. Sin embargo, sólo gobierna en tres de los 11 municipios mancomunados; el PSOE tiene cinco alcaldías; Izquierda Unida, dos y Ciudadanos, una.

De esa manera, la nueva composición de la comisión gestora de la Mancomunidad, en caso de que la sentencia adquiera carácter firme, quedaría a expensas de los acuerdos políticos que se adoptaran en cada uno de los 11 ayuntamientos, aunque el Partido Popular tendría muy difícil revalidar la mayoría absoluta con la que cuenta ahora.

El alcalde de Ojén y portavoz del PSOE en el organismo, José Antonio Gómez, adelantó ayer que tiene previsto solicitar la semana próxima una reunión de la gestora y afirmó que su intención es que la Mancomunidad siga adoptando sus decisiones desde el consenso.

También desde el Partido Popular apelaron al consenso. Fuentes de esa formación indicaron que habrá que estudiar la sentencia y que la semana próxima convocarán al resto de las fuerzas políticas.

Fotos

Vídeos