El PSOE pide que lo recaudado con el nuevo radar se destine a liberar el peaje en caso de colapso

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

La A-397, la carretera que une San Pedro con Ronda, contará a partir de 2018 con un nuevo radar, según informó este pasado martes el Ministerio del Interior. Y el diputado socialista por Málaga, Miguel Ángel Heredia, se ha apresurado a lanzar una propuesta, que planteará en forma de iniciativa parlamentaria, para que el dinero que se recaude con las multas en el futuro tramo controlado -entre los puntos kilométricos 28,000 al 30,050- se destine a liberar el peaje de la AP-7, que discurre por la Costa del Sol, en caso de colapso.

El radar que actuará en ambos sentidos de la marcha se colocará en un punto negro de la red viaria de la provincia, según reconoce el propio socialista y atestiguan las cifras de siniestralidad. Sólo en 2015 se contabilizaron 70 accidentes con víctimas. El PSOE no pone peros por tanto a la colocación de este dispositivo, pero sí a otros instalados en otras carreteras malagueñas. De hecho, el diputado del PSOE presentará una segunda iniciativa parlamentaria para exigir al Gobierno que elimine todos los radares de tráfico de la provincia que no se encuentren instalados en puntos negros. Heredia pide al presidente Mariano Rajoy «que deje de hacer negocio a costa de los malagueños» y en este sentido se pregunta cómo es posible que Málaga sea la sexta provincia en población y, sin embargo, sea la segunda donde más se multa, «casi como Madrid que tiene cuatro veces más población». Según los datos aportados por Heredia, en los seis primeros meses del año, un total de 137.527 conductores han sido sancionados, es decir, se han puesto 800 multas diarias.

Fotos

Vídeos