El PSOE dice que el modelo de alumbrado licitado es ineficaz para situar a Marbella en la vanguardia

SUR

Marbella. El grupo municipal socialista volvió ayer a criticar el pliego sacado por el Ayuntamiento para mejorar el alumbrado público de Marbella, porque a su juicio supone una privatización del servicio, además de una oportunidad perdida para transformar la ciudad y convertirla en puntera en materia de Innovación Tecnológica.

Para el concejal del PSOE Manuel Morales el pliego que se ha presentado «supone una vez más la vuelta a los reinos de Taifas que imperaron en los ocho años de gobierno del Partido Popular»; y añadió que este pliego no cuenta con la participación de otras delegaciones, «de manera que Innovación ha quedado al margen, con lo que no se ha realizado un análisis real de la ciudad, ni se abordan soluciones en materia de Smart Cities».

El edil subrayó que cuando el PSOE empezó a trabajar en materia de eficiencia energética descartó el modelo que ahora se pone en marcha porque supone una privatización de los servicios, y porque no concuerda con el modelo de ciudad moderno e innovador por el que apuestan los socialistas.

Así, señaló que la propuesta del PP «persigue una privatización del servicio de suministro y mantenimiento del alumbrado público, poniendo en serio peligro la estabilidad del personal municipal del área de electricidad y cierra la puerta a los trabajadores de las bolsas de empleo».

Trabajadores municipales

Según declaró, es un modelo típico de ayuntamientos del Partido Popular que han estado vinculados a casos de corrupción como la Púnica, como por ejemplo Collado Villalba, «pliego que prácticamente ha calcado el Consistorio marbellí, donde lo que prima no es la inversión que la empresa debe hacer en materia de infraestructura ni en la mejora que el servicio ofrece al ciudadano, sino el suministro puro y duro de la energía y su privatización».

El socialista asegura que el modelo puede además más que duplicar los 25 millones anunciados por el PP de Marbella, ya que está sujeto a los vaivenes del precio de la energía. «Sin embargo, -añade- nuestro modelo implica que el mantenimiento del alumbrado público lo deben seguir realizando los trabajadores municipales».

En cuanto a convertir Marbella en una ciudad Destino Turístico Inteligente tal y como planteaba el PSOE, Morales señaló que uno de los pilares que definen una ciudad inteligente es su modelo de eficiencia energética, valorando no solamente los ahorros energéticos, sino la sostenibilidad del sistema y, por supuesto, los servicios que ofrece.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos