El nivel de seguridad y conservación de Banús enfrenta al PP y al gobierno tripartito

El secretario general de los populares reunido con vecinos de la zona de Puerto Banús. / SUR

Los populares exigen medidas, mientras el Ejecutivo no sólo niega el abandono, sino que pide a la oposición que «deje de enturbiar la imagen de la ciudad»

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

Puerto Banús se coloca otra vez en el centro de la discusión política. Los niveles de conservación y seguridad de la zona son inaceptables para el primer partido de la oposición que reclamó ayer al equipo de gobierno la puesta en marcha de un plan de actuación urgente que palíe el «deterioro imparable» que afecta a uno de los puntos más emblemáticos del municipio. Por su parte, desde el Ayuntamiento de Marbella se niega esta situación y se pide al Partido Popular que «deje de enturbiar la imagen de la ciudad».

No es la primera vez que el PP se refiere a la caída en picado de los estándares de seguridad, limpieza y conservación de Puerto Banús, pero sí la primera vez que el secretario general del partido, Manuel Cardeña, denuncia que los vecinos se sienten «abandonados» por el gobierno municipal, al tiempo que exige un plan de actuación urgente para la zona. El grupo registrará una pregunta al pleno con el propósito de conocer los efectivos que destina el Ayuntamiento para mantener la seguridad, la limpieza y el cuidado de las zonas verdes, convencido de que, a la vista de los resultados, estos medios son «absolutamente insuficientes».

El dirigente popular pidió a los responsables municipales que impulsen las modificaciones pertinentes en las ordenanzas y que sean inflexibles en el cumplimiento de las normas, de modo que se sancionen los comportamientos indeseables «que se han multiplicado en los últimos tiempos». En este sentido, el secretario general del partido afirmó que los vecinos de Puerto Banús han trasladado al PP en diferentes reuniones el descontento por la gestión municipal del espacio, «que se degrada día a día y en el que resulta cada vez más complicado vivir». El popular puso como ejemplo la zona de Playa Rocío, pues, según sus propias afirmaciones, se ha convertido en un auténtico mercadillo, cuyo paseo marítimo permanece la mayoría de las ocasiones invalidado por vehículos a motor, habiéndose producido ya diferentes accidentes. «El abandono de la zona es patente y los vecinos no están pidiendo la ejecución de grandes infraestructuras sino limpieza, cuidado de los jardines, presencia policial y que se cumplan las ordenanzas municipales», refirió Cardeña.

«Los vecinos no piden grandes infraestructuras sino limpieza, cuidado de los jardines, presencia policial y que se cumplan las ordenanzas»

Turismo

Las declaraciones del secretario general fueron acogidas con frialdad en la casona de la plaza de los Naranjos. El delegado municipal de Nueva Andalucía, Manuel García, señaló que se han reforzado los dispositivos de seguridad por parte de la Policía Local así como los operativos de limpieza y de parques y jardines, aunque no ofreció un número concreto. «Estamos realizando un gran esfuerzo por el mantenimiento de las zonas de Puerto Banús y se han impulsado nuevas infraestructuras en la avenida Julio Iglesias además de remodelarse la plaza de Antonio Banderas», afirmó el concejal.

Respecto a los índices de seguridad, el edil no perdió oportunidad para recordar que el Gobierno central sigue sin cubrir las carencias de policías nacionales en la ciudad, cuando la propia Subdelegación reconoce un déficit de agentes del 20 por ciento en Marbella, y se quejó de que el PP, lejos de colaborar para potenciar la imagen del municipio, se dedique a intentar mancharla con noticias alarmistas cuando más turistas están llegando.

Fotos

Vídeos